Alcalde josefino se retiró de campaña del PLN porque Ministerio Público lo investiga por tráfico de influencias

Por: Gerardo Ruiz R. Hace 4 días
El 26 de abril pasado, el candidato presidencial del PLN, Antonio Álvarez Desanti (izq.) le dio la bienvenida a Johnny Araya (der.), quien regresó al PLN después de haber sido suspendido en el 2015 por haberse retirado de la campaña del 2014. Araya se apartó este martes de la campaña de Álvarez para enfrentar una causa penal por presunto tráfico de influencias. Foto: Alejandro Gamboa.
El 26 de abril pasado, el candidato presidencial del PLN, Antonio Álvarez Desanti (izq.) le dio la bienvenida a Johnny Araya (der.), quien regresó al PLN después de haber sido suspendido en el 2015 por haberse retirado de la campaña del 2014. Araya se apartó este martes de la campaña de Álvarez para enfrentar una causa penal por presunto tráfico de influencias. Foto: Alejandro Gamboa.

El candidato presidencial Antonio Álvarez Desanti se quedó sin un consejero de su campaña en Liberación Nacional (PLN). Johnny Araya, cercano amigo, decidió apartarse del proceso rumbo a los comicios del 2018, luego de que el Ministerio Público le abriera una causa penal por presunto tráfico de influencias.

La fiscala general interina, Emilia Navas Aparicio, abrió, el lunes anterior, dos expedientes penales en contra de Araya; el magistrado de la Sala Tercera, Celso Gamboa; y la exfiscala adjunta, Berenice Smith Bonilla, por el presunto delito de tráfico de influencias.

La decisión del alcalde de San José de irse de la campaña verdiblanca la confirmó a La Nación, este martes, la asesora en comunicación de la Alcaldía capitalina, Carmen Azofeifa.

Según Azofeifa, el jerarca municipal le envió una nota al aspirante presidencial liberacionista en la que le expresó que, voluntariamente, se hacía a un lado mientras el Ministerio Público define su situación en la acusación por presunto tráfico de influencias.

"Aunque considera que la causa es infundada, prefiere apartarse por el momento de la campaña de Antonio Álvarez para no entorpecer el camino que tiene Liberación de cara a las elecciones del próximo año, esperando que las autoridades judiciales resuelvan esta situación", dijo la vocera.

La decisión de abrir una causa contra Araya fue tomada luego de que un reportaje de La Nación revelara, el pasado lunes, que la Fiscalía Anticorrupción eliminó el nombre del liberacionista de un expediente judicial en momentos en que este aspiraba a elegirse como alcalde en las elecciones municipales el 2016.

Araya aparecía en esa causa, junto con otras tres personas, por el supuesto delito de influencia contra la hacienda pública.

Según una denuncia de la jefa de prensa del Ministerio Público, Tatiana Vargas, en la gestión para eliminar el nombre de Araya del expediente habría mediado el entonces subjefe de la Fiscalía, Celso Gamboa, y su asistente, Justo Pastor López, quien hoy es su letrado en la Sala III.

El alcalde envió una carta a la Fiscalía Anticorrupción para que se quitara su nombre de la causa. Vargas declaró, ante el Tribunal de Inspección Judicial, que Gamboa fue quien recomendó al jerarca municipal enviar la nota y que incluso le pidió a López que la elaborara.

En la actualidad, Gamboa y López están suspendidos por tres meses mientras se realiza una investigación por el caso del cemento chino. A ellos se les indaga por presunto tráfico de influencias en favor del empresario Juan Carlos Bolaños.

Amigos

El alcalde Johnny Araya se reintegró a las tiendas del PLN a finales de abril del año en curso, luego de conocerse que Álvarez Desanti había ganado la convención interna del Partido. De inmediato, el candidato verdiblanco lo incorporó a su grupo de cercanos colaboradores.

Álvarez había sido jefe de campaña de Araya cuando este ostentó la candidatura presidencial de Liberación, en el 2014, cuando perdió las elecciones contra Luis Guillermo Solís, aspirante del Partido Acción Ciudadana (PAC). Álvarez y Araya se definen como amigos.

Según Carmen Azofeifa, la separación voluntaria se la anunció Araya al candidato a través de un oficio, aunque dijo desconocer si se lo remitió anoche o a tempranas horas de la mañana de este martes.

"Él tomó la iniciativa de apartarse y don Antonio se la aceptó y le manifestó que comprendía y le agradecía esa deferencia de su parte", recalcó la asesora en comunicación, quien afirmó que Araya no va a referirse en público a los pormenores de su decisión.

La salida del alcalde también fue confirmada, la mañana de este martes, por el propio Álvarez Desanti.

"Recibí una comunicación de parte de don Johnny en la que me indica que él prefiere hacerse a un lado en la campaña política, que prefiere hacerse a un lado mientras este proceso (de la causa) avanza, con el propósito de no entorpecer, ni las investigaciones, ni tampoco el proceso electoral.

"Don Johnny no va a estar más en la campaña por una decisión asumida y tomada por él mismo (...). Ni siquiera fue una decisión mía", recalcó el candidato.

Ese es el segundo golpe que recibe la campaña del PLN después de que Víctor Hugo Víquez, aspirante a diputado en el primer lugar por Heredia, renunciara por haber hecho una gestión en favor del empresario Juan Carlos Bolaños ante la Comisión Nacional de Emergencias (CNE), en el 2013, cuando era diputado.

Francisco Chacón, jefe de campaña de Liberación, admitió que las últimas decisiones tomadas por la Fiscalía sobre el caso del cemento chino obligan a los comandos a hacer variantes para evitar que el electorado se enfríe.

Chacón admitió que, con la salida de Araya, el PLN pierde a un valioso líder en el cantón Central de San José. No obstante, sostuvo que la zona no va a quedar abandonada porque se cuenta con un nutrido grupo de dirigentes para continuar con la campaña.