19 noviembre, 2014

San José

La empresa Riteve SyC solicitó a la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) un ajuste en las tarifas de revisión técnica, por un monto de 202% para los vehículos livianos. Sin embargo, el Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT) debe definir y publicar una nueva metodología.

La empresa de Revisión Técnica Vehicular Supervisión y Control (Riteve SyC) exige que el Estado pague ¢140.621 millones por no hacer un plan de aumento tarifario.
La empresa de Revisión Técnica Vehicular Supervisión y Control (Riteve SyC) exige que el Estado pague ¢140.621 millones por no hacer un plan de aumento tarifario.

De acuerdo con la vocera de la Aresep, Carolina Mora, la nueva Ley de Tránsito establece en la sección V, relacionada con inspección vehicular, que cuando exista competencia debe fijar dicho ajuste.

"Empero, como en la actualidad únicamente hay un operador, le corresponde al MOPT definir la metodología y publicarla", dijo.

Mora destacó que el ajuste tarifario se encuentra en una etapa de admisibilidad y que deberá ser estudiado por la Aresep en los próximos días.

Los vehículos livianos pasan de una tarifa de ¢9.930 a ¢30.030 con un ajuste de 202%.

Los camiones de carga (vehículos pesados) de 209%, subiendo de ¢8.797 a ¢27.190.

Según la Aresep, los vehículos que menos suben son los de maquinaria agrícola (142%) con un alza de ¢6.023 a ¢14.590.

El MOPT todavía no tiene definida una posición sobre este tema, según informaron en la Oficina de Prensa. El MOPT busca un vocero, pues el ministro Carlos Segnini se encuentra fuera del país.

En noviembre del 2013, la Aresep rechazó la solicitud de aumento de un 174% en las tarifas de la revisión técnica vehicular y argumentó que fue porque no existía una definición en la metodología.

Jennifer Hidalgo, vocera de Riteve SyC, mencionó que en los últimos 10 años todas las solicitudes de ajuste tarifario se rechazaron y por eso solicitaron un 202% para vehículos livianos.

La petición debe hacerse todos los años antes del 15 de noviembre del 2014 y, si es aprobada, se ajusta en enero.

"En caso de que este año no se apruebe (el alza) representaría un problema para la entidad porque los costos de operación subieron en los últimos 10 años. Y para los usuarios (también), porque cuando realmente se ajuste el alza tendría que ser un porcentaje muy alto", destacó.

Etiquetado como: