Guardaespaldas colocó la playera en el papamóvil, a pedido de los costarricenses

Por: Daniela Cerdas E. 9 agosto, 2013
El papa Francisco atendió la solicitud de dos ticos durante un recorrido por Río de Janeiro. | CORTESÍA DE DIEGO LIZANO
El papa Francisco atendió la solicitud de dos ticos durante un recorrido por Río de Janeiro. | CORTESÍA DE DIEGO LIZANO

Con su característica pasión por el fútbol, el papa Francisco mostró la camiseta de la Selección de Costa Rica en un recorrido por las calles de Copacabana, en Río de Janeiro, Brasil, luego de que dos jóvenes costarricenses lograron colocarla en el papamóvil .

El Sumo Pontífice levantó la camisa de la Sele desde su vehículo, el domingo 28 de julio, durante su visita a la nación suramericana para participar en la Jornada Mundial de la Juventud.

Diego Lizano, uno de los integrantes de la delegación de Costa Rica que participó en la Jornada, recordó que Francisco detuvo el papamóvil para darle la bendición a un niño.

Él y su amigo Diego López eran los únicos costarricenses que se encontraban en ese sector de Copacabana, colmado de gente. Ellos lograron enviarle la camiseta de la Sele al Papa mediante uno de sus guardaespaldas, que la colocó en el papamóvil.

¡La roja, la roja! “Nosotros empezamos a gritar: ‘Francisco, Costa Rica, Costa Rica’. Él nos preguntaba con señas que qué era lo que estábamos hablando. Nosotros le dijimos: ‘La camiseta de Costa Rica, la camiseta de Costa Rica’. Sacó otras camisas y le gritábamos: ‘La roja, la roja’. Se puso a buscar entre todas las camisas que tenía y la encontró. Se la puso por encima, la mostró por unos minutos y nos tiró un beso”, relató Lizano.

Según el joven, ellos llegaron a Copacabana el sábado 27 y durmieron en la calle, en una caja de cartón, con la bandera de Costa Rica como cobija.

“Hacía mucho frío. Nosotros íbamos con un grupo de cerca de 30 personas. Pero ellos quisieron ir a otro lado, y nosotros nos quedamos ahí”, expresó.

Los muchachos también le regalaron una gorra al Sumo Pontífice de la Iglesia católica.

Diego Lizano tiene 22 años y trabaja para una empresa de emergencias. Es vecino de Guadalupe. Estuvo en Brasil desde el 19 hasta el 29 de julio para participar en la Jornada Mundial de Juventud.

Más de 400 costarricenses viajaron a tierras brasileñas para participar en este encuentro con el líder de la Iglesia católica.

Desde que fue elegido como Papa, el pasado 13 de marzo, F rancisco reconoció al mundo su afición por el fútbol.

Desde su infancia, es socio e hincha del Club San Lorenzo de Almagro de Argentina.