Pese al movimiento de la dirigencia liberacionista, el aspirante dice que es insensato prolongar lucha por Presidencia de la República

Por: Aarón Sequeira 10 marzo, 2014
Johnny Araya renunció, desde el miércoles, a seguir su campaña por la Presidencia de la República con el PLN.
Johnny Araya renunció, desde el miércoles, a seguir su campaña por la Presidencia de la República con el PLN.

El candidato del PLN, Johnny Araya, recomendó a las autoridades de su partido y a los diputados electos permitir que el Partido Acción Ciudadana tenga el control del directorio de la nueva Asamblea Legislativa.

"Es bueno que las nuevas autoridades tengan en sus manos la conducción democrática del Poder Ejecutivo y del Poder Legislativo. Igualmente, recomendaré votar favorablemente los proyectos incluidos en un acuerdo nacional transparente y auditado por la ciudadanía", aseguró el liberacionista en su declaración.

El llamado lo hizo en una carta enviada este mediodía a los jerarcas y nuevos legisladores del Partido Liberación Nacional, el candidato aseguró que se alejará de toda beligerancia política.

El candidato, quien anunció su retiro de la campaña hacia la segunda ronda electoral el miércoles, recomendó a los partidos políticos que lograron representación legislativa que busquen el diálogo con el PAC, a quien reconoce como la agrupación que conformará el próximo gobierno.

"El Partido Liberación Nacional no debe pedir nada a cambio de estos proyectos patrióticos ni plantear su participación en un cogobierno", dice la nota, hecha pública por la Oficina de Prensa del candidato a las 12:48 p. m.

Luis Guillermo Solís, candidato de Acción Ciudadana, pidió el viernes a sus 12 diputados electos negociar los votos con los ocho partidos restantes, para dejarse los seis puestos del directorio del Congreso.

Araya añadió que es "insensato" seguir peleando por la Presidencia de la República, ante lo que denomina una tendencia "una corriente electoral que se inclina por encargar a otro partido la responsabilidad del Gobierno".

A votar

Johnny Araya aprovechó la nota para hacer un llamado a que los costarricenses voten el 6 de abril, en la segunda ronda.

"Todos los ciudadanos debemos ejercer el derecho al voto en la elección del 6 de abril. Los liberacionistas irán a las mesas de votación por sus propios medios", dijo.

La decisión de Araya de desistir de la campaña en contra de Luis Guillermo Solís, candidato del PAC, se basó en cuatro sondeos de opinión a los que tuvo acceso el martes. En ninguna de esas encuestas lograba el liberacionista resultados positivos.

Otro elemento de su decisión fue la ausencia de fondos para hacer una campaña publicitaria en medios y en redes sociales, así como para hacer giras proselitistas por todo el país.

Pese a su decisión de retirarse, autoridades nacionales y cantonales de Liberación se han movilizado desde el viernes para revivir las posibilidades de luchar por la Presidencia.

Sin embargo, la declaración del candidato, si bien llama a ejercer el voto, depone las banderas de la batalla electoral frente a Acción Ciudadana.

Aunque Araya se retire de la campaña electoral, legalmente no se puede suspender la segunda ronda ni eliminarse la nómina verdiblanca de la papeleta presidencial.

De esa forma, aunque el candidato liberacionista no esté en la lucha, las elecciones se realizarán el 6 de abril.