Magistrados dijeron que procedía suspender, en vez de darla por finalizada

 21 diciembre, 2013
El encuentro en Limón tenía como objetivo discutir la viabilidad ambiental del proyecto. | FABIÁN HERNÁNDEZ. ARCHIVO
El encuentro en Limón tenía como objetivo discutir la viabilidad ambiental del proyecto. | FABIÁN HERNÁNDEZ. ARCHIVO

La Secretaría Técnica Nacional Ambiental (Setena) deberá reanudar y concluir la audiencia efectuada en Limón para discutir sobre el megapuerto que la empresa holandesa APM Terminals construirá en Moín.

La Sala Constitucional otorgó 15 días hábiles, a partir del momento de la notificación, para completar “las fases omitidas”.

Los magistrados se referían al periodo para conclusiones y comentarios. La Secretaría decidió dar por terminada la actividad, el 9 de noviembre, ante un amago de violencia por parte de un grupo de sindicalistas. Desde un principio se estableció que, en caso de problemas, lo que correspondía era la suspensión de la diligencia, pero, en vez de eso, se dio por terminada.

Liroy Pérez, vocero de Sindicato de Trabajadores de Japdeva, consideró justa la decisión de los magistrados. “Bajo nuestro criterio, la audiencia fue suspendida de manera abrupta. Vamos a volver a convocar a la gente, en especial a la que tiene algo que decir”.

Allan Hidalgo, presidente ejecutivo de la Junta de Administración Portuaria y Desarrollo de la Vertiente Atlántica (Japdeva), consideró la noticia como “no buena”.

“Lo que la Sala está indicando es que se concluya la fase de réplicas y comentarios, que fue la parte que no se realizó”, dijo.

Por su parte, Uriel Juárez, secretario general de la Setena, se mostró respetuoso de la decisión judicial. “El atraso lo tendría, más bien, el desarrollador, que está deseoso de empezar cuanto antes el trabajo”.

Rogelio Douglas, gerente de proyecto de APM Terminals, dijo que buscarán una fecha.