Modificación contrato evitaría demanda de la empresa por el costo real de la obra

Por: Luis Miguel Herrera C. 12 noviembre, 2014

El Gobierno anunció esta tarde que conciliará con la concesionaria de la carretera a Caldera, Globalvia, para evitar una posible demanda contra el Estado. El acuerdo consiste en una modificación del actual contrato de concesión.

Estos cambios en el acuerdo reconocen los montos invertidos por la empresa durante la construcción de la vía.

Según Jorge Mora, secretario de Concesiones, producto de la conciliación hay claridad en que la concesionaria "efectivamente invirtió en obras $258 millones a valores del año 2000, de los cuales a la fecha ha recuperado $104 millones, lo que representa un 40% del monto total".

Globalvia –antes Autopistas del Sol– exigió al Estado $90 millones en 2012 para actualización del montos invertidos en la oferta original del proyecto.

Cuando se inauguró la carretera, en enero del 2010, se indicó que la obra significó una inversión de $250 millones y que la concesionaria recuperaría ese monto y la ganancia en un período de 25 años. Los $90 millones que en el 2012 reclamaba la constructora equivalían al costo adicional del proyecto. El comunicado enviado hoy por Concesiones, no aclara si el Estado reconoció estos costos adicionales.

Derrumbes en la ruta 27
Derrumbes en la ruta 27

"Con la addenda 6 la administración y el CNC buscan resolver diferencias de criterio que se han venido arrastrando desde la puesta en operaciones de la carretera en el 2010, según las cuales el Concesionario reclama la actualización de costos y rentabilidad de los precios de la obra al año 2007, mismo en que se inició la obra, habiéndose adjudicado ésta en el año 2000", explicó el secretario de Concesiones.

Mora comentó que la addenda y su presentación ante la Contraloría General de la República no constituyen la puesta en servicio definitiva por parte de la Administración a la carretera, ya que para ello la concesionaria deberá rendir una garantía financiera de cumplimiento para el desarrollo de las obras pendientes, en tiempo y forma.

Entre los trabajos pendientes está el intercambio de El Coyol, las marginales de Siquiares y Turrucares, la rampa de intercambio de Balsa de Atenas y una posible adición de carriles en ciertos tramos de la vía.

Etiquetado como: