Empresa revisará algunas de las observaciones, acatará otras y aclaró que muchas ya están contempladas en el proyecto

Por: Patricia Recio 28 mayo, 2015

La empresa China Harbour Engineering Company (CHEC) que tiene a su cargo la ampliación de la ruta 32 respondió una por una las observaciones que el Ministerio de Obras Públicas y Transportes realizó al antepoyecto de ampliación de dicha ruta.

En el documento, la empresa responde a señalizaciones relacionadas con seguridad y demarcación vial, tales como bahías, ciclovías y áreas de estacionamiento de emergencia, que fueron hechas por el MOPT en un documento enviado a la firma el pasado 5 de marzo.

En uno de los puntos, el MOPT menciona que el diseño de las bahías de autobuses debe contar con carriles de aceleración y desaceleración, a lo que la empresa respondió que "no es exigido contar con carriles de aceleración y desaceleración para carreteras clasificadas como AMU (Arterial Menor Urbano)".

Además, aclaran puntos relacionados al diseño geométrico donde consideran aspectos como el ancho de espaldones, inclinación de taludes, construcción de marginales, intesecciones y pasos a nivel, carriles de aceleración y giros en las intersecciones, entre otras.

Otro de los puntos es el asociado a la funcionalidad del diseño geométrico, que contempla el diseño de obras como las intersecciones, intercambios, giros, calles adyacentes y ramales, y pasos de vida silvestre.

Los rellenos, zonas de taludes y puentes también fueron objeto de observaciones que la empresa aclaró aduciendo en algunos casos que se realizarán en la etapa de diseño o se considerarán dentro de nuevos análisis.

El MOPT además solicitó que se indique la sección típica de pavimentos para todos los elementos del proyecto.

El contrato firmado entre el Conavi y la constructora china CHEC pretende ampliar a cuatro carriles un tramo de 107 km entre el cruce a Río Frío y la ciudad de Limón. Esa obra sería financiada mediante un préstamo de $395 por parte del Gobierno chino, además de una contrapartida costarricense por $70 millones. | ARCHIVO
El contrato firmado entre el Conavi y la constructora china CHEC pretende ampliar a cuatro carriles un tramo de 107 km entre el cruce a Río Frío y la ciudad de Limón. Esa obra sería financiada mediante un préstamo de $395 por parte del Gobierno chino, además de una contrapartida costarricense por $70 millones. | ARCHIVO

La empresa respondió que se presentó el prediseño de las secciones típicas de acuerdo con lo requerido del alcance del proyecto luego de hacer cálculos preliminares.

Asimismo, en el tema de la hidráulica e hidrología, el MOPT pidió que se indique en los planos la existencia de drenajes y se muestren los detalles de las cunetas y alcantarillas.

La empresa respondió que se requieren investigaciones más precisas durante la etapa de diseño para plantear una respuesta con detalle.

En el documento, CHEC no especifica en cuánto podría encarecer el precio de la obra si se toman en cuenta todas las peticiones del MOPT, además sobre muchas de ellas se menciona que ya fueron incluidas en los diseños, requieren más investigación o serán consideradas.

Por ejemplo, el MOPT pide que todas las intersecciones en el tramo entre el kilómetro 152 y el cruce de la ruta (Limón- Sixaola) se deben realizar a desnivel, a lo que la empresa manifestó que "construir las intersecciones del tipo a desnivel, significa un costo de obra adicional y mayor alcance de expropiación".

Consultado al respecto, el jerarca del MOPT, Carlos Segnini, dijo que el documento fue trasladado al viceministro de Infraestructura, Mauricio González, quien junto a un equipo de ingenieros la estudiarán para dar un informe al país y a los diputados.

La ampliación de la vía será financiada por un préstamo chino por $395 millones y una contrapartida del gobierno costarricense de $70 millones.