Presidenta saliente se limitará a ofrecer un coctel a jefes de delegaciones extranjeras antes del traspaso de poderes

Por: Esteban Mata Blanco 8 abril, 2014

El gobierno saliente de Laura Chinchilla evitará hacer una cena de gala para recibir a los jefes de delegaciones extranjeras la noche del 7 de mayo, previo al traspaso de poderes, con el propósito de ahorrar recursos y que se puedan utilizar en la actividad de investidura de Luis Guillermo Solís.

La presidenta Laura Chinchilla entregará el poder y la banda presidencial el próximo 8 de mayo sin que aún estén listos todos los detalles del traspaso de poderes, como las invitaciones a jefes de Estado ni el lugar donde se realizará la actividad.
La presidenta Laura Chinchilla entregará el poder y la banda presidencial el próximo 8 de mayo sin que aún estén listos todos los detalles del traspaso de poderes, como las invitaciones a jefes de Estado ni el lugar donde se realizará la actividad.

Así lo señaló esta tarde el ministro de Comunicación de Chinchilla, Carlos Roverssi, en la conferencia de prensa posterior a la sesión de consejo de Gobierno, en Casa Presidencial.

Eso está dentro del presupuesto global del traspaso de poderes. "Preferimos dejarle los recursos al gobierno entrante para que decida qué va a hacer y simplemente hacer un coctel de bienvenida", dijo Roverssi.

El presupuesto global para las actividades del traspaso de poderes del 8 de mayo es de ¢150 millones, detalló el vocero.

Las actividades previas al traspaso de poderes tienen corriendo tanto a la Cancillería como a los representantes del Partido Acción Ciudadana (PAC), que están a cargo de los preparativos.

A menos de un mes para la actividad, no hay una sede determinada, aunque hay conversaciones avanzadas sobre la conveniencia de que se realice en el Estadio Nacional.

Esta tarde Chinchilla estuvo ausente de la conferencia de prensa, donde se le esperaba para escuchar sus criterios sobre la reunión que sostuvo anoche con representantes de la empresa Intel, que cerrará parcialmente sus operaciones en Costa Rica.

El ministro de la Presidencia, Carlos Ricardo Benavides, afirmó que la vocera del tema será la ministra de Comercio Exterior, Anabelle González.