Clientes deben demostrar las inconformidades

Por: Daniela Cerdas E. 20 junio
Almuerzo en el Cen-Cinái de Curridabat este lunes.
Almuerzo en el Cen-Cinái de Curridabat este lunes.

El Consejo Nacional de Producción (CNP) asegura que tomará las medidas necesarias para que los niños de los Cen-Cinái y los policías de la Fuerza Pública dejen de recibir alimentos en mal estado y de baja calidad de parte de los proveedores de esta institución.

Esas medidas implican "eliminar al proveedor, e incluso denunciarlo ante las instancias competentes si es del caso", agrega un comunicado de prensa.

Así lo afirmó el Consejo luego de que este martes este medio publicara que las cocineras de los Cen-Cinái y de la Fuerza Pública descubren, entre los perecederos que suministra el CNP, frutas y verduras podridas, queso con mosquitos, pollo con moho, carne no apta para consumo, hortalizas llenas de babosas y, en general, productos de "muy baja calidad".

"El CNP es consciente del riesgo que podrían correr quienes consumen los alimentos que suministran sus proveedores. Por otra parte, está obligado a defender la buena imagen de muchos proveedores responsables cuya imagen resulta afectada por unos cuantos que incurren en prácticas indebidas; y la imagen del PAI, un programa social de suma importancia para los micro, pequeños y medianos productores y sus comunidades", explicó el CNP en el comunicado.

El Consejo añadió que cuando hay inconformidades con el servicio prestado, los clientes deben informar "inmediatamente" al CNP y presentar las pruebas que demuestren la veracidad de los hechos, de manera que la institución tenga las bases para tomar las medidas que correspondan con los proveedores.

El Consejo les suministra la alimentación a 32.000 niños de escasos recursos que a diario asisten a 540 Cen-Cinái.

En el caso de la Fuerza Pública, cerca de 12.000 oficiales se alimentan de los suministros del Consejo, para lo cual tienen un presupuesto anual de ¢6.000 millones.

La "pésima" calidad de los productos y los atrasos en la entrega provocaron que 14 Comités de los Cen-Cinái de Desamparados y Curridabat le enviaran una carta, a inicios de este mes, al entonces ministro de Salud, Fernando Llorca, para que intercediera por ellos por esta situación que calificaron de "insostenible".

Además, ante los reiterados reclamos de sus afiliados, el Sindicato Independiente de Trabajadores Estatales Costarricenses (Siteco), que agrupa a trabajadores de la Policía y Cen-Cinái, remitió una carta al presidente ejecutivo del CNP, Carlos Monge, el 18 de mayo, en donde le piden una solución.

"Se les han estado entregando productos en mal estado y alimentos perecederos de muy mala calidad, algunas veces podridos, lo cual nos parece inconcebible de parte de la institución que usted dirige", reclamó Siteco en la misiva.

Etiquetado como: