Plan pretende abordar lucha contra la pobreza de forma integral y no solo a través de transferencias

Por: Gerardo Ruiz R. 7 agosto, 2014

San José

El Poder Ejecutivo anunció que implementará en el 2015 un nuevo índice desarrollado por la Universidad de Oxford, el cual consiste en medir la condición de pobreza de una familia de manera integral "multidimensional" y no solo a través de la variable del ingreso, como herramienta contra la pobreza extrema.

La extrema pobreza, uno de los principales desafíos que encarará el próximo Gobierno. En el basurero de La Chureca, donde se vierten los desechos de Managua, este niño procura algo que pueda ser útil para su supervivencia.
La extrema pobreza, uno de los principales desafíos que encarará el próximo Gobierno. En el basurero de La Chureca, donde se vierten los desechos de Managua, este niño procura algo que pueda ser útil para su supervivencia.

Otras de las variables que incorpora el nuevo índice son el acceso a los servicios públicos, atención a las necesidades básicas insatisfechas, como la educación, vivienda, empleo, salud, entre otras.

En la actualidad, el porcentaje de hogares pobres se ubica en un 20,7% este año, según los resultados de la Encuesta Nacional de Hogares 2013. Se trata de 285.467 hogares que no logran tener los ingresos suficientes para cubrir sus necesidades básicas. De ese total, un 6,4% se encuentra en pobreza extrema.

La segunda vicepresidenta y rectora del sector social, Ana Helena Chacón, afirmó que si bien el ingreso de las familias seguirá siendo la base de las mediciones de pobreza, dijo que con la nueva herramienta será posible articular mejor la lucha contra la pobreza extrema entre las entidades del sector social y de las del sector económico.

El presidente de la República, Luis Guillermo Solís, afirmó que la intención de su Gobierno es impactar los índices de pobreza con el nuevo instrumento que tendrá en alianza con la Universidad de Oxford.

Carlos Alvarado, ministro del área social, dijo que el instrumento facilitado por la Universidad de Oxford pretende erradicar la práctica de generar dependencia económica de las familias a través de las transferencias del Estado.

"A una familia se le puede girar una ayuda mensual pero no necesariamente estaría saliendo de la pobreza, pues seguiría sin cubrir sus necesidades de empleo, educación y vivienda", explicó.

Alvarado agregó que la herramienta ha dado resultados en otros países latinoamericanos como Chile.

El jerarca recordó que hace más de 20 años el país no actualiza la forma en que mide la pobreza extrema.

Sin embargo, el Gobierno no aclaró en qué porcentaje reduciría la pobreza y la pobreza extrema con la nueva metodología.

Etiquetado como: