Sindicato molesto con plan; rector dice que Sindeu no tiene ni voz ni voto en tema

Por: Daniela Cerdas E. 1 septiembre, 2015
La Universidad de Costa Rica (UCR) tiene 40.000 estudiantes, aunque más de la mitad tienen beca, el principal gasto de la institución es por salarios, que llegan a ¢110.000 millones, de ese monto ¢45.000 millones se debe a anualidades. | MAYELA LÓPEZ/ARCHIVO
La Universidad de Costa Rica (UCR) tiene 40.000 estudiantes, aunque más de la mitad tienen beca, el principal gasto de la institución es por salarios, que llegan a ¢110.000 millones, de ese monto ¢45.000 millones se debe a anualidades. | MAYELA LÓPEZ/ARCHIVO

Si la Universidad de Costa Rica (UCR) logra bajar las anualidades de sus empleados de un 5,5% a un 3%, podría ahorrarse unos ¢3.800 millones por año, según la estimación que hizo el rector Henning Jensen.

La semana pasada, Jensen y seis miembros del Consejo Universitario, propusieron reducir ese beneficio salarial aduciendo que su incremento pone en riesgo la situación financiera de ese centro de enseñanza.

La discusión sobre este plan comenzó el jueves anterior y estará como primer punto de la agenda en la reunión que retomará el tema, este martes.

En la actualidad, la UCR gasta ¢45.000 millones al año en el pago de anualidades, mientras que el rubro total de salarios, con pluses incluidos, es de ¢110.000 millones.

En el 2010, por cada ¢100 que la UCR invertía en sueldos base, debía añadir unos ¢70 para anualidades. En el 2014, las anualidades crecieron tanto que, por cada ¢100 de sueldo base, se presupuestaban otros ¢94 para cubrir el plus.

La convención colectiva de la universidad, que tiene 9.294 empleados, establece un 3% por concepto de anualidad. El incremento al 5,5% fue un acuerdo del 2009 de las autoridades de entonces.

Jensen explicó que en ese momento el incremento era necesario debido a que los salarios estaban rezagados y la tasa de inflación era más alta que la actual.

El acuerdo, al margen de la convención colectiva, no fue consultado en aquel momento con el Sindicato de Empleados de la UCR (Sindeu) pero hoy, su actual secretaria general Rosemary Gómez, reclama que la rebaja debió ser consultada con ellos.

Sin voz ni voto. Jensen agregó que el sindicato, de forma correcta, ha dicho que es el titular de la convención colectiva, pero en virtud de que ese acuerdo es del 2009, Sindeu “no tiene ni voz ni voto sobre el asunto”.

“Esto es un ataque al salario de los sectores de menores ingresos de la universidad . Esto no es una negociación, sino una decisión unilateral que atenta contra la convención colectiva de la Universidad de Costa Rica. Si permitimos este rebajo, estaríamos dando una primer estocada a la convención”, manifestó el Sindeu en un comunicado.

El jueves, Jensen le ofreció al Sindeu un encuentro para poder debatir acerca del posible recorte que, en caso de ser aprobado, entraría a regir a partir del 2016.

“El sindicato no aceptó porque dijeron que ellos querían venir con cinco miembros y yo hice la propuesta de que fuéramos tres y tres (representantes). Entonces no se pudo llevar a cabo la reunión. Yo lo atribuyo a una actitud intransigente a nivel del sindicato. La propuesta mía y de los otros miembros del Consejo es que se derogue es acuerdo del 2009”, expresó el rector.

Etiquetado como: