Por: Alberto Barrantes C. 16 mayo, 2015

Boston, EE. UU.

Cuanto más temprano empiece un niño su contacto con los libros, menor será el temor hacia las letras y a su transición hacia la escuela.

Leer jugando resta temor de acercarse a las letras
Leer jugando resta temor de acercarse a las letras

Exponerse al juego de las letras y las sílabas desde los primeros años, no enferma a nadie; por el contrario, facilita el proceso de alfabetización y la lectura se traduce en juego.

“La lectura se puede enseñar mediante el juego. El peor error es que el niño se aburra. No se puede enseñar desde la perspectiva del adulto ”, dijo David Dickinson, investigador y profesor de la Universidad de Vanderbilt, Estados Unidos.

Para evitar el error de que la lectura se asocie con una práctica aburrida, se recomienda que las maestras y los padres de familia generen conversaciones y discusiones de sus contenidos, a partir de los textos.

El nuevo programa de estudio de Preescolar del Ministerio de Educación Pública (MEP) incentiva a las maestras a que los niños interactúen con imágenes, mediante sesiones de lectura diarias.

“La maestra debe leer de cinco a 10 minutos diarios, como parte de la programación de trabajo de aula y realizar actividades de comprensión, análisis e interpretación”, manifestó Guisselle Alpízar, asesora nacional de Preescolar del MEP.

Paso a paso. Con estas sesiones diarias de lectura, el MEP no pretende escolarizar al niño antes de tiempo, sino hacer de sus primeros pasos por el sistema educativo una antesala divertida para el proceso de lectoescritura.

“La idea es favorecer su acercamiento y disfrute del lenguaje, no para su aprendizaje de forma convencional. Es decir, en ningún momento se les debe presionar para hacerlo convencionalmente”, añadió Alpízar.

Con el nuevo programa, se plantea que las maestras aborden los temas de interés para los niños en cuentos y en las discusiones en el aula.

“El nuevo programa es muy lindo si usted tiene todos los recursos. En nuestra institución, la directora nos apoya con materiales y tiempo para capacitarnos, pero esa no es la realidad de muchas colegas”, manifestó Adriana Coto, maestra en la Escuela Villalobos, en Heredia.

Según Rhian Evans Allvin , directora de la Asociación Nacional para la Educación de Niños Pequeños (NAEYC, por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos, para que un programa sea exitoso se requiere de un acompañamiento con los educadores.

“Para ser bueno, necesitas preparación. Muchas veces las políticas públicas se enfocan en invertir en educación primaria, secundaria, en la universidad, y la etapa de preescolar se invisibiliza, cuando es aquí donde se sientan las bases del proceso educativo”, manifestó la directora.

Para la implementación del nuevo programa de estudio de preescolar, el MEP prevé una capacitación paulatina de los docentes en seis fases.

El asesoramiento es de carácter teórico-práctico y estará a cargo de los asesores regionales.

El MEP comenzó su proceso de formación para maestras en las direcciones regionales de los Santos y Puriscal (San José); Aguirre, Grande de Térraba y Peninsular (Puntarenas), así como Sarapiquí (Heredia).

Los expertos coinciden en que atrasar la exposición a la lectura solo hace más difícil las lecciones de primer grado de escuela.

Etiquetado como: