Decisión causa pérdida de tiempo en Servicio Civil y atraso en el MEP

Por: Daniela Cerdas E. 14 febrero
El 81% de los ¢1,4 billones de gasto de salarios de docentes se financiará con bonos de deuda en el 2017, según adelantó el Ministerio de Hacienda. | MELISSA FERÁNDEZ /ARCHIVO
El 81% de los ¢1,4 billones de gasto de salarios de docentes se financiará con bonos de deuda en el 2017, según adelantó el Ministerio de Hacienda. | MELISSA FERÁNDEZ /ARCHIVO

Aunque fueron elegidos de entre 35.000 aspirantes y tras un año de estudios, 1.174 docentes rechazaron los nombramientos en propiedad que recibieron para el recién iniciado curso lectivo.

Esa cifra representa el 38% de las 3.086 educadores que el Ministerio de Educación Pública (MEP) le pidió escoger a la Dirección del Servicio Civil.

La desestimación, como se le denomina en el MEP, por parte de los maestros, se debe, principalmente, a que no les satisfizo el centro donde impartirían lecciones, Por tal situación, prefieren continuar como interinos o bien, quedarse en el lugar donde estaban el año pasado. Otros más, que no estaban en esas posiciones, seguirían sin empleo.

Este resultado, que no extraño porque cada ciclo lectivo se presenta algún nivel de rechazo, provoca pérdida de tiempo en el Servicio Civil y atrasos para el MEP que debe correr para llenar las plazas, a la fecha, aún falta por nombrar a 495 profesores.

Gilberto Cascante, presidente de la Asociación Nacional de Educadores (ANDE) considera que los rechazos se dan, principalmente, porque los participantes no saben con exactitud ni puede escoger con precisión el centro educativo. La única posibilidad que tiene es señalar el circuito educativo donde les convendría, sin embargo, este puede resultar muy amplio.

Por ejemplo, citó Cascante, una docente podría estar interesada en trabajar en Heredia, pero fue nombrada en las cercanías del Volcán Barva, que efectivamente está en Heredia. Para ella, el traslado podría resultar muy difícil y al final prefiere quedarse donde está.

Selección

Es en febrero del 2016 que el Servicio Civil abrió el concurso "propiamente docente" que busca nuevos profesionales elegibles, precisamente, para llenar las plazas vacantes que el Ministerio necesitó para el curso lectivo del 2017.

Participan docentes que tienen propiedad, pero quieren trasladarse a otro lugar de trabajo, docentes interinos que quieren una plaza o educadores que buscan empleo.

En 2016, el registro de elegibles estuvo conformado por 35.000 personas. A partir de que el concurso se cerró, el Servicio Civil dividió al personal de acuerdo a sus atestados, regiones educativas donde deseaban trabajar, o circuitos educativos.

"Uno pensaría que  si alguien desestima debe salir del registro de elegibles porque la persona nos hizo hacer todo un trabajo y perder el tiempo. Sin embargo, la Sala IV, en un voto,  dijo que no,  que la persona podía seguir  concursando", Fabio Flores, Servicio Civil

Fue en noviembre del año pasado, cuando el MEP le indicó al Servicio Civil las 3.086 plazas en propiedad que iba a necesitar para el curso lectivo que recién comenzó.

"Por ejemplo, si el MEP necesita una plaza de docente para Enseñanza General Básica 1, en la escuela de San Francisco de Dos Ríos, el sistema (que trabaja en enlace con Integra2 del MEP) filtra el grupo que participó para ese tipo de plaza y para esa dirección regional. Encuentra que participaron 3.000 docentes", explicó Fabio Flores, director del Área Docente del Servicio Civil.

"De ese grupo, se selecciona a quienes estén dispuestos a trabajar en San Francisco de Dos Ríos, supongamos que son 200. De esos 200, los selecciona con un puntaje de mayor a menor de acuerdo a su experiencia y atestados. Supongamos que quedan 10. Se elige el primer lugar y esa persona es la que proponemos al MEP", añadió.

El MEP le indica al educador que fue elegido, pero este tiene la posibilidad de aceptar o no.

Flores indicó que ellos le han expresado al MEP la preocupación por la cantidad de docentes que rechazan la plaza en propiedad ya que este proceso de selección conlleva gastos administrativos indirectos de las personas que trabajan en el proceso, la planta física, entre otros.

Le han propuesto cambiar el criterio de selección, pero, para hacer esto, según Flores, el MEP debe modificar todo el sistema Integra2, que está ordenado por región y circuito. Ellos piden que se ordene por provincia, cantón, distrito y centro educativo.

"Uno pensaría que si alguien desestima debe salir del registro de elegibles porque la persona nos hizo hacer todo un trabajo y perder el tiempo. Sin embargo, la Sala IV, en un voto, dijo que no, que la persona podía seguir concursando. (Si se cambiara el sistema) la persona nunca se seleccionaría para un lugar que no le convenga y no desestimaría", dijo Flores.

De acuerdo con Grettel Guerrero, de la Unidad de Reclutamiento del MEP, las 1.174 plazas de las personas que desestiman deben ser llenadas con personal interno, ya sea con la prórroga de los contratos o con nuevos profesionales.

Se le consultó a la Oficina de Prensa del Ministerio sobre la propuesta del Servicio Civil de mejoras del sistema de selección, pero al cierre de edición no habían respondido. A pesar de las reiteradas consultas, tampoco brindaron el número de personal en propiedad e interino con que el MEP cuenta en 2017.

Gilberto Cascante, del ANDE, explicó la necesidad de que en el concurso se especifique el centro educativo y las condiciones de este para que las personas no desestimen a la plaza.

"Algunos desestiman cuando ven una escuela que no tiene la infraestrutura necesaria, por la lejanía o por condiciones de enfermedad que le impiden irse a trabajar allí. El MEP no inicia nunca el curso lectivo como debería por esta situación, hay centros donde todavía no hay docentes, faltan algunas plazas de nombra", manifestó.

Para el dirigente, el elevado número de desestimaciones que se dan todos los años, se debe a las condiciones en que el Servicio Civil y el MEP sacan el concurso las plazas.

El Servicio Civil informó que esta semana inició el concurso "propiamente docente" para las plazas vacantes en propiedad que el MEP requerirá para el curso lectivo 2018. El concurso es para profesionales que quieran optar por plazas en primaria, secundaria, colegios técnicos y materias especiales como Música o Artes Plásticas.

Los interesados tienen tiempo hasta mayo para presentar al Servicio Civil sus ofertas de servicios. Consulte aquí el instructivo digital.