28 junio, 2014

Marsella. AFP. El yerno de la multimillonaria monegasca Hélène Pastor y cónsul de Polonia en Mónaco, Wojciech Janowski, reconoció que encargó el asesinato de su suegra , por “la herencia”, antes de ser acusado y encarcelado.

Janowski, un empresario polaco de 64 años, pagó por el crimen 200.000 euros en efectivo y regalos de unos 50.000 euros de valor, según manifestó el fiscal de Marsella, Brice Robin.

El funcionario estimó que el móvil del crimen era “echar mano a la herencia” de Sylvia Pastor, la hija de Hélène Pastor .

Además, precisó que Sylvia Pastor, libre de todo cargo tras haber estado en detención preventiva, “descubrió” lo que su compañero había hecho durante los interrogatorios y “se siente traicionada”.

Uno de los sospechosos detenido ayer por el asesinato de Pastor. | AFP
Uno de los sospechosos detenido ayer por el asesinato de Pastor. | AFP

En total, siete personas fueron imputadas por el asesinato de Hélène Pastor y de su chofer, baleados el 6 de mayo en el sur de Francia y fallecidos pocos días después.

De estas, seis fueron encarceladas, entre ellas Wojciech Janowski, dijo la fuente judicial.

Entre los imputados, además de Janowski, que encargó el crimen, figura su entrenador deportivo, Pascal Dauriac, “verdadero organizador del crimen”, dijo el fiscal.

Los otros cinco son dos ejecutantes, el presunto autor de los disparos, “que rehusó hablar” durante los interrogatorios, su cómplice, “que reconoció los hechos”, y tres intermediarios.

Robin señaló el martes “movimientos financieros sospechosos” en las cuentas bancarias de Janowski, empresario polaco, director de la firma monegasca Firmus SAM, especializada en nanotecnologías y que ocupaba el cargo de cónsul honorario de su país en Mónaco desde 2007.