5 junio, 2015

Lisboa. EFE. Las autoridades europeas detectaron un aumento significativo de la potencia y la pureza de las drogas comercializadas en el continente, un fenómeno que “preocupa” y que puede tener nexos con la mayor competitividad del mercado.

La alerta figura en el informe anual del Observatorio Europeo sobre Drogas y Toxicomanías (OEDT ), divulgado el jueves en Lisboa, y supone una tendencia generalizada que es perceptible en la heroína, el cannabis, el éxtasis y la cocaína.

La mayor toxicidad de las sustancias preocupa a las autoridades “debido a que los consumidores, de manera deliberada o no, pueden estar consumiendo productos más fuertes”, lo que podría tener también un impacto en su salud.

“La innovación técnica y la competencia en el mercado son dos de los posibles factores que impulsan esta tendencia”, se explica en el documento .

“La mayor parte de la heroína que llega a Europa viene de Afganistán y se ha detectado un aumento de la producción en los últimos años, que ha llevado a los productores europeos a aumentar su pureza para competir”, dijo el jefe de la Unidad de Prevalencia, Administración de Datos y Coordinación de Contenidos del OEDT, Julián Vicente.

Vicente, médico de formación que trabaja en el Observatorio desde su puesta en marcha en 1995, recordó que la heroína compite igualmente con la metadona (introducida como sustitutivo para quien es adicto a este opiáceo), lo que lleva a colocar mercancía de más calidad para intentar mantener sus ventas.

Marihuana cultivada en la isla de Gran Canaria, España. | AFP
Marihuana cultivada en la isla de Gran Canaria, España. | AFP

En cuanto al cannabis , las innovaciones técnicas se han registrado a nivel europeo con la marihuana, cultivada sobre todo en invernaderos en condiciones especiales y con “semillas seleccionadas” para que el TCH (la sustancia responsable de la mayoría de efectos de la marihuana) sea superior.

Este incremento de su toxicidad llevó a los productores marroquíes de hachís a seguir el mismo camino, según el especialista español, quien aseguró que estos importaron semillas y plantas de otros países para garantizar una “mayor potencia” a su mercancía.

El éxtasis detectado en los últimos años en Europa también es de mayor toxicidad, de acuerdo con el estudio del organismo comunitario, después de varios años de baja producción y calidad debido a la prohibición de un precursor químico clave en su fabricación.

“Últimamente, los productores han logrado fabricar ellos mismos este precursor y logran más potencia, aunque a veces lo distribuyen como polvo o cristales, en vez de en forma de pastillas”, explicó Julián Vicente.

El fenómeno es extensivo a la cocaína que llega al Viejo Continente, mayoritariamente desde América Latina, cuya pureza depende de los aditivos y la forma en que es tratada.

Etiquetado como: