Iniciativa incluye el envío de más tropas a los países bálticos y a Polonia

 20 mayo, 2016
Cancilleres de la OTAN se reunieron este jueves en Bruselas para establecer los lineamientos militares. | AFP
Cancilleres de la OTAN se reunieron este jueves en Bruselas para establecer los lineamientos militares. | AFP

Bruselas. AFP. Los jefes de la diplomacia de los países de la OTAN terminaron de definir, el jueves en Bruselas, los lineamientos del refuerzo militar de la Alianza en su flanco oriental, el mayor desde el fin de la Guerra Fría, ante una Rusia a la que ven cada vez más “agresiva” .

Las medidas serán validadas definitivamente en una cumbre de los 28 países de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), dentro de seis semanas, en Varsovia.

El plan prevé enviar más tropas a los países bálticos y a Polonia y así finalizar “la adaptación (militar) más importante desde el fin de la Guerra Fría”, según el secretario general de la Alianza, Jens Stoltenberg.

Los ministros también debatieron este jueves sobre los crecientes desafíos de la OTAN en el flanco sur, con el conflicto en Siria e Irak y la inestabilidad en África del Norte, de la que podría sacar provecho el grupo yihadista Estado Islámico (EI) .

“En la periferia de la OTAN, en particular en el sureste (...), pero también del otro lado del Mediterráneo, en el litoral septentrional de África, hay toda una serie de Estados debilitados o fallidos”, destacó el embajador estadounidense en la OTAN, Douglas Lute.

Otras acciones. La OTAN, liderada por Estados Unidos, emprendió un acercamiento con la Unión Europea, que afronta una ola migratoria sin precedentes desde la Segunda Guerra Mundial.

Desde principios de marzo, buques de guerra de los miembros de la OTAN navegan en el mar Egeo para vigilar las redes de traficantes que operan desde las costas turcas y facilitar la intervención de los guardacostas griegos.

Ambas organizaciones tienen su sede en Bruselas, y 22 de los 28 miembros de la OTAN son también integrantes de la UE.

El embajador Douglas Lute subrayó, el miércoles, que los ministros tendrán “una muy sobria discusión sobre cómo tratar con Rusia, que, esencialmente, dejó de seguir las reglas”.

“Ya no es el socio predecible que creíamos tener”, dijo Lute, quien agregó: “Quizás no tengamos un socio abierto al diálogo, pero debemos mostrar que la OTAN está abierta al diálogo”.

Montenegro, una pequeña república de los Balcanes desprendida de la ex-Yugoslavia, firmará este jueves el protocolo de adhesión al Tratado de Washington.

Rusia protestó contra esa iniciativa, en la que ve una amenaza para su esfera de influencia.

En los últimos dos años, la OTAN multiplicó sus maniobras militares marítimas, terrestres y aéreas en el este de Europa.

Etiquetado como: