Grecia propone préstamo por tres años a cambio de paquete de reformas

 9 julio, 2015

Washington. EFE. La directora del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, afirmó el miércoles que la “aguda” crisis de Grecia exige una reestructuración de la deuda.

En una conferencia en la Brookings Institution de Washington, Lagarde subrayó que el FMI siempre ha defendido un enfoque que “combine la sostenibilidad de la deuda con las reformas estructurales”. Esa es, precisamente, la mayor demanda de Grecia en esta crisis.

Recordó que “si el FMI está involucrado es porque Grecia solicitó la asistencia; una vez implicado, debe seguir sus normas y ser imparcial”, dijo en referencia a la declaración en mora de ese país al incumplir un pago de 1.600 millones de euros.

También el secretario del Tesoro de EE. UU., Jack Lew, habló de la necesidad de reestructurar la abultada deuda griega, un punto sobre el que los socios europeos, especialmente Alemania, se muestran reacios.

Lagarde defendió la actuación del Fondo en el programa de rescate a Grecia, al asegurar que sus préstamos “están condicionados a la restauración del crecimiento y la sostenibilidad de la deuda”.

La exministra de Finanzas de Francia remarcó que el FMI había defendido el mismo doble planteamiento en los casos de los rescates financieros a Irlanda y Portugal, en los que los programas “funcionaron”.

La pasada semana, el FMI publicó un informe donde cifraba las necesidades de Grecia para un nuevo rescate unos 50.000 millones de euros en los próximos tres años y apuntó a la necesidad de reestructurar su deuda.

Nueva propuesta. Atenas presentó el miércoles la propuesta para un tercer plan de rescate luego de seis años de recesión. Es el primer paso en un ajustado calendario decidido el martes por los socios de Atenas, reunidos en cumbre extraordinaria en Bruselas.

Según este calendario, el Gobierno griego debe ahora presentar un paquete de reformas detallado, lo que el primer ministro, Alexis Tsipras, confirmó que haría este jueves.

Las propuestas serán analizadas por las “instituciones” acreedoras de Atenas –la Unión Europea (UE), el Banco Central Europeo (BCE) y FMI– el viernes y pasarán luego a los ministros de Finanzas de la zona euro, quienes se reunirán de manera extraordinaria el sábado en Bruselas.

Los gobernantes de la UE, los 28 y ya no solo los 19 de la eurozona, decidirán el domingo si se rescata a Grecia o se confirma su salida del euro.

Mientras tanto, el Gobierno griego prorrogó el corralito impuesto hace diez días hasta el domingo, después de que el BCE dispuso mantener sin cambios la cantidad máxima de liquidez de emergencia que los bancos griegos pueden pedir. La Unión Griega de Bancos dijo que tendrán liquidez hasta el lunes.