Países buscan posibilidades para empezar transición política en Siria

 16 diciembre, 2015

Moscú. AFP. El presidente ruso, Vladimir Putin, y el secretario de Estado estadounidense, John Kerry, se atascaron este martes a la hora de retirar los últimos obstáculos para el inicio de una transición política en Siri a.

La manzana de la discordia sigue siendo la elaboración del listado de organizaciones terroristas que no pueden participar en ese proceso, obstáculo que puede descarrilar el acuerdo de iniciar el diálogo el 1.° de enero.

Si no hay consenso sobre los terroristas, tampoco se podrá formar la lista de grupos opositores que pueden participar en el diálogo político con el régimen de Bashar al-Asad .

Kerry reconoció que hay “unanimidad” sobre el Estado Islámico (EI) y el Frente al-Nusra , pero reconoció “la dificultad de la clasificación de los grupos terroristas”.

“Está claro que todos reconocen al Estado Islámico y al Frente al-Nusra como organizaciones terroristas con las que no se puede entablar ninguna clase de negociación y que no serán parte del cese del fuego cuando comience el proceso político”, dijo, a su vez, Serguéi Lavrov, ministro de Exteriores ruso.

Lavrov dijo que ese trabajo “está en una fase muy avanzada” y que seguirá el viernes en Nueva York, en la reunión ministerial de países implicados en el arreglo pacífico del conflicto.

En vísperas de la llegada de Kerry, Moscú llamó abiertamente a Washington “a revisar su política, basada en dividir a los terroristas en buenos y malos”.

Rusia criticó la participación en la reciente conferencia, en Riad, de organizaciones que Moscú ha calificado de terroristas, pero que países como Arabia Saudí, Turquía y Catar consideran grupos rebeldes que representan a la oposición moderada.

Entre esas fuerzas presuntamente moderadas, estarían aquellas que bombardearon la embajada rusa en Damasco, pero no los kurdos, quienes, según Moscú, deben participar activamente junto a otras fuerzas patrióticas en el diseño del futuro de Siria, a lo que se opone Turquía.

El presidente ruso, Vladimir Putin (der.), y el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, en la reunión en el Kremlin. | AFP
El presidente ruso, Vladimir Putin (der.), y el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, en la reunión en el Kremlin. | AFP

Por ello, Kerry insistió en la importancia de intensificar el diálogo para impulsar el proceso de transición en Siria bajo la égida de Naciones Unidas.

Algunos grupos opositores insisten en que al-Asad deje el cargo antes del inicio del proceso, pero otros aceptan que el líder sirio siga en el cargo hasta que concluya la transición política y se haya restablecido la paz en el país.

Kerry también volvió a acusar a Rusia de bombardear objetivos de la oposición moderada siria y “no al Estado Islámico” durante su campaña aérea.