Dijo que no quiere que ningún prisionero muera producto de la huelga de hambre

 30 abril, 2013

Washington (AFP). El presidente Barack Obama prometió el martes renovar sus esfuerzos para cerrar la prisión militar de Guantánamo (Cuba), donde un centenar de presos sospechosos de actividades terroristas realiza una huelga de hambre.

Obama dijo en una conferencia en la Casa Blanca que no quiere que ningún prisionero muera y llamó al Congreso a ayudarlo a encontrar una salida legal a largo plazo al problema de juzgar a combatientes enemigos.

“No es una sorpresa para mí que tengamos problemas en Guantánamo. (...). Sigo creyendo que debemos cerrar Guantánamo. Es importante que comprendamos que Guantánamo no es necesario para la seguridad de Estados Unidos. Cuesta caro, es ineficaz”, declaró el mandatario.