17 octubre, 2015

Ciudad de México, México

Sinaloa, el estado mexicano donde nació el narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán y que da nombre al cártel más poderoso del país, fue el lugar escogido por el capo para esconderse desde que en julio se fugó de una cárcel de máxima seguridad, informaron las autoridades.

Un funcionario federal dijo este sábado a The Associated Press (AP) que a raíz de las investigaciones sobre su fuga supieron que después de huir de su celda el 11 de julio por un túnel de 1,5 kilómetros de largo, Guzmán fue trasladado hacia el estado central de Querétaro, desde donde fue llevado en una avioneta a una zona montañosa de Sinaloa.

Por este motivo, en las últimas semanas la búsqueda se concentró en la sierra que está entre Sinaloa y el estado vecino de Durango, dijo el funcionario, quien habló con la AP bajo condición de anonimato por tratarse de una investigación en curso.

Las operaciones han estado encabezadas por elementos de la Marina mexicana, la dependencia que en 2014 capturó en el puerto de Mazatlán, también en Sinaloa, a Guzmán, quien se fugó por primera vez en 2001 de otro penal de máxima seguridad.

El gabinete de seguridad informó, la noche del pasado viernes, en un comunicado que El Chapo había huido de la última operación para localizarle y que había resultado herido, pero no en un enfrentamiento como algunos medios habían reportado.

"Para evitar su aprehensión, en días recientes el prófugo realizó una huida precipitada, que de acuerdo con la información recabada, le causó lesiones en una pierna y en el rostro", agregó la nota. "Es importante precisar que estas heridas no fueron producto de un enfrentamiento directo", añadió el gobierno.

Los operativos para intentar recapturar al capo se han elaborado también a partir de información de inteligencia de agencias internacionales, según el Ejecutivo.

Tras la fuga de El Chapo el 11 de julio de este año del penal de máxima seguridad del Altiplano, al poniente de la ciudad de México, las autoridades comenzaron a investigar cómo pudo evadirse de la prisión a la vez que iniciaban la búsqueda del hombre considerado como uno de los narcotraficantes más poderosos del planeta.

La procuradora general Arely Gómez dijo hace unos días en el Congreso que las autoridades capturaron a un piloto que ayudó a Guzmán, aunque no dio más detalles.

El funcionario dijo el sábado que ese piloto fue quien llevó en una avioneta a El Chapo Guzmán desde Querétaro hasta su estado natal.

Las autoridades habían dicho que Guzmán había eludido su captura hasta antes de 2014 en parte porque se mantenía escondido en las escarpadas montañas de Sinaloa y los alrededores, donde ahora regresó.

De hecho, la zona conocida como "el triángulo dorado" y que abarca la sierra que se ubica entre los estados de Sinaloa, Durango y Chihuahua siempre ha sido un área inescrutable donde ha proliferado la producción de droga.

La última fuga del capo fue un duro golpe al gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, que había dicho que sería imperdonable que volviera a fugarse, lo cual finalmente ocurrió.

Las autoridades han detenido a 23 funcionarios del penal del Altiplano por sus presuntos vínculos con la fuga, incluidos los directivos de la prisión.

Hace unos días, la cadena Televisa divulgó un video con audio de lo que dijo era el circuito cerrado de la celda de El Chapo, en el que quedó claro que varios minutos antes de su fuga se escucharon fuertes golpes parecidos a un martilleo, pero por casi media hora ninguno de los guardias reaccionó.

Las autoridades ya habían dado a conocer un video, pero sin audio.