El 67% de la población de Ferguson es afrodescendiente

Por: Gustavo Arias R. 19 agosto, 2014
Violencia en Ferguson
Violencia en Ferguson

Hay ciudades que nunca son noticia, hasta que pasa una tragedia. Ferguson, en el estado sureño de Misuri, es una de ellas.

Este poblado suburbano de tan solo 16 kilómetros cuadrados, similar a la extensión de Curridabat, pasó prácticamente desapercibido hasta que se convirtió en una muestra más de la desigualdad racial que se vive en los Estados Unidos.

Ferguson experimenta protestas y violencia desde que el 9 de agosto pasado, cuando un polícía blanco, Darren Wilson, mató a tiros a Michael Brown, un joven negro de 18 años que estaba desarmado en el momento de los hechos. Allí la población es mayoritariamente afrodescendiente, la pobreza supera a la media estatal y la tasa de desempleo duplica a la nacional.

De los 21.111 habitantes que tiene Ferguson, según el último censo, unos 14.144 son afrodescendientes y unas 4.644 personas viven bajo la línea de pobreza (un 22%), cifra un 7% mayor a la media estatal de 15,1%. Por su parte, el desempleo afecta al 13% de la población, tasa que duplica a la nacional.

Los problemas sociales que viven los afrodescendientes también se reflejan en el acceso a los círculos de poder. En Ferguson, el alcalde de la localidad, James Knowles, es blanco, en el consejo escolar no hay representantes afrodescendientes y de los 53 policías locales, 50 son blancos.

En el resto de los Estados Unidos, los afrodescendientes siguen siendo el grupo étnico más pobre del país, con un 24,7% de las personas viviendo bajo la línea de pobreza.

Etiquetado como: