Michael Brown, de 18 años, fue abatatido hace dos semana con seis disparos por Darren Wilson, un políca blanco

 23 agosto, 2014

Ferguson (AFP).

Las calles de Ferguson, Misuri, permanecieron calmas por tercera noche consecutiva el viernes, luego de violentas protestas por la muerte de un joven negro ultimado por un policía blanco hace dos semanas, que será sepultado el lunes.

Dos tercios de la población de Ferguson son afroamericanos
Dos tercios de la población de Ferguson son afroamericanos

Pequeños grupos de unos 20 manifestantes se relevaban pacíficamente en la avenida en que Michael Brown, de 18 años, fue abatido con seis disparos por Darren Wilson el 9 de agosto.

La policía no registró arrestos ni incidentes, según Ron Johnson, capitán responsable del mantenimiento del orden en este suburbio de Saint Louis.

"La ausencia de incidentes esta noche muestra que se están produciendo cosas positivas en Ferguson", declaró Johnson, en conferencia de prensa la mañana de este sábado.

Algunos testigos dijeron que el joven tenía las manos levantadas cuando recibió los disparos, mientras fuentes policiales alegan que trató de arrebatarle el arma al policía.

Numerosos eventos en memoria del joven están previstos para el fin de semana, antes del funeral público que se celebrará el lunes.

Un Festival de la Paz tendrá lugar el sábado, organizado por los padres de Trayvon Martin, otro joven negro asesinado por un vigilante en Florida en el 2012.

En Nueva York, asociaciones de defensa de los derechos civiles llamaron a una marcha simbólica en memoria de Michael Brown y Eric Garner, un padre de familia que murió el 17 de julio luego de ser golpeado por la policía.

Un grupo de personas que apoyan al policía Darren Wilson también se reunirá en St. Louis para vender camisetas con el objetivo de recaudar fondos para el policía de 28 años.

El gobernador del estado de Misuri ordenó el jueves el retiro de las tropas de la Guardia Nacional de Ferguson.

Etiquetado como: