Son integrantes de la Mara 18

 28 julio, 2015
Para forzar el paro presuntos pandilleros asesinaron a cinco chóferes de autobuses entre el domingo y el lunes
Para forzar el paro presuntos pandilleros asesinaron a cinco chóferes de autobuses entre el domingo y el lunes

San Salvador

El gobierno salvadoreño ordenó el traslado a prisiones de máxima seguridad de los jefes pandilleros responsables del chantaje contra las empresas de transporte público, que este martes cumplen dos días de paro, informó el presidente Salvador Sánchez Cerén.

"Hemos tomado una serie de medidas, este día hemos trasladado dos cabecillas del penal de Gotera (162 km al noreste de San Salvador ) al penal de máxima seguridad (en Zacatecoluca, 60 km al sureste), porque son los que han estado organizando toda esta agresión", dijo el mandatario durante un acto público.

Los dos cabecillas fueron identificados como Carlos Eduardo Burgos Nuila y José Carlos Hernández Mauricio, de la denominada Mara 18, o Barrio 18, una de las dos más importantes del país.

El mandatario añadió que otros 36 pandilleros, con nivel de mando dentro de esa misma agrupación, son trasladados este martes del penal de Gotera a la cárcel de Izalco, 66 km al oeste de San Salvador, por estar relacionados con el paro parcial de autobuses.

El secretario de Comunicaciones, Eugenio Chicas, dijo que, a raíz del "sabotaje al transporte", se han suspendido las licencias a los policías para que "todo el personal" esté disponible.

Agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) de El Salvador montaron ayer guardia en una de las principales terminales de autobuses en San Salvador. La policía dio protección a rutas de autobuses y microbuses. | EFE
Agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) de El Salvador montaron ayer guardia en una de las principales terminales de autobuses en San Salvador. La policía dio protección a rutas de autobuses y microbuses. | EFE

Policías han sido desplegados en varias rutas de buses que prestan servicio en la capital y en el interior del país, mientras carros policiales patrullan las calles de la capital y ciudades de la periferia.

Desde el lunes, miles de salvadoreños, principalmente los residentes en el departamento de San Salvador, afrontan el paro parcial de autobuses ordenado por la Mara 18, aunque se presume que otras pandillas también estén detrás del mismo, según Chicas.

Para forzar el paro presuntos pandilleros asesinaron a cinco chóferes de autobuses entre el domingo y el lunes, lo que motivó que varias empresas suspendieran el servicio.

"En ningún momento nuestro gobierno está dispuesto a dialogar con los criminales, que les quede muy claro, no vamos a negociar y los vamos a perseguir, a capturar para ponerlos ante la justicia", advirtió el presidente.

El gobernante también dijo que ha ordenado al ministro de Defensa, general David Munguía, tener "a disponibilidad" la tropa por si fuera necesario reforzar a los 6.000 soldados que ya trabajan junto a la Policía en labores de seguridad.

Etiquetado como: