10 enero
El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump. / AFP
El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump. / AFP

Washington

Jefes de espionaje de Estados Unidos dijeron la semana pasada al presidente electo, Donald Trump, que agentes rusos afirman tener información personal y financiera comprometedora sobre él, informó este martes la cadena CNN.

Citando a "múltiples" funcionarios estadounidenses no identificados con conocimiento directo de la reunión, CNN dijo que los jefes de inteligencia presentaron una sinopsis de dos páginas con la información que podría poner en evidencia al mandatario entrante, junto con su informe clasificado del viernes sobre la supuesta interferencia de Rusia en la elección presidencial que ganó el republicano.

El presidente saliente, Barack Obama, también fue informado sobre esa cuestión el jueves.

CNN no dio detalles sobre lo que incluye esa supuesta información comprometedora, pero indicó que el conocimiento de su existencia en manos rusas originalmente vino de un exagente del MI6, la inteligencia británica, contratado por otros candidatos presidenciales de Estados Unidos para hacer una "investigación de oposición" política sobre Trump a mediados del año pasado.

La Oficina Federal de Investigaciones (FBI) recibió la información en agosto, más de dos meses antes de las elecciones presidenciales, celebradas el 8 de noviembre, según CNN.

La existencia de información en manos de los rusos sobre Trump ya se rumoreaba desde antes de los comicios.

El presidente electo reaccionó de inmediato desacreditando La versión, la cual consideró una "cacería de brujas".

"Noticias falsas - ¡una cacería de brujas total!", escribió en Twitter.

En esos informes de inteligencia se detallan contactos que personas allegadas a Trump habrían realizado con funcionarios rusos y hasta grabaciones en video de fiestas con prostitutas de las que el ahora mandatario e electo habría participado en Rusia en el 2013.

Tales documentos están fechados de junio a diciembre del 2016 y habrían sido elaborados por un exagente del contraespionaje británico considerado creíble por los jefes de la inteligencia estadounidense.

Esos videos podrían ser utilizados como elemento de chantaje contra Trump, advirtieron los informes.

La autenticidad de las 35 páginas de documentos aún no ha sido confirmada por ninguna fuente, pero detallan contactos que habrían realizado enviados de Trump en la República Checa y Rusia.