La propuesta forma parte del presupuesto de Obama para el 2016

 29 enero, 2015

Washington

El gobierno del presidente Barack Obama espera aumentar a $1.000 millones el monto de ayuda que enviará a América Central el próximo año como parte de una campaña para impulsar las relaciones con sus vecinos del sur, reforzar la seguridad y detener la inmigración ilegal.

El presidente estadounidense, Barack Obama, pronunció la noche del martes su discurso sobre el Estado de la Unión en la Cámara de Representantes, en el Capitolio, en Washington. | EFE
El presidente estadounidense, Barack Obama, pronunció la noche del martes su discurso sobre el Estado de la Unión en la Cámara de Representantes, en el Capitolio, en Washington. | EFE

"El lunes, el presidente Obama le pedirá al Congreso $1.000 millones para ayudar a los líderes de América Central a llevar adelante las difíciles reformas y las inversiones necesarias para hacer frente a los desafíos comunes en materia de seguridad, gobernanza y economía", dijo este jueves el vicepresidente Joe Biden.

"Las economías de El Salvador, Guatemala y Honduras permanecen empantanadas mientras que el resto de América se adelanta", escribió Biden en un artículo de opinión en The New York Times.

"La educación inadecuada, corrupción institucional, crimen rampante y falta de inversión están retrasando a estos países", agregó.

Estados Unidos, a donde llegan decenas de miles de inmigrantes legales e indocumentados de Centroamérica, tiene interés en mejorar la estabilidad de la región, afectada por la pobreza, los enfrentamientos entre pandillas y el narcotráfico.

La propuesta forma parte del presupuesto de Obama para 2016, que será presentado la semana que viene y que para aplicarse deberá contar con la aprobación de un Congreso dominado por los republicanos y hostil al presidente.