Exgobernante considera "inconcebible que el presidente Obama, Premio Nobel de la Paz, esté dispuesto a seguir los pasos del expresidente Bush".

Por: Alexandra Araya M. 30 agosto, 2013
El expresidente Óscar Arias, de visita en Colombia, externó sus dudas sobre la propuesta del Gobierno de ese país de someter a referéndum los acuerdos de paz con las FARC.
El expresidente Óscar Arias, de visita en Colombia, externó sus dudas sobre la propuesta del Gobierno de ese país de someter a referéndum los acuerdos de paz con las FARC.

El expresidente de Costa Rica, Oscar Arias, consideró que sería un "enorme error" que el mandatario de Estados Unidos, Barack Obama, intervenga militarmente Sira sin el apoyo del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, ni el respaldo de la OTAN y la Liga Árabe.

Así lo comentó Premio Nobel de la Paz 1987 a través de su perfil en Facebook este jueves. El exmadatario escribió: "Parece que Estados Unidos no aprende de los errores del pasado: la invasión unilateral a Irak que llevó a cabo el gobierno del presidente George W. Bush fue un enorme error y fue repudiada por la inmensa mayoría de los gobiernos del mundo".

Arias considera "inconcebible que el presidente Obama, Premio Nobel de la Paz, esté dispuesto a seguir los pasos del expresidente Bush".

"Bombardear Siria desde barcos en el Mediterráneo implica la muerte de cientos o miles de hombres, mujeres, niños y niñas inocentes", criticó.

Según Arias, aunque el gobierno de Bashar al-Assad es "dictatorial y criminal", una acción de Washington en Siria solo le asestaría unos cuantos golpes al régimen para debilitarlo "pero no lo haría caer y ese "no es el mejor camino a seguir".

"Confiaba en que, con el fracaso de la prepotente invasión a Irak, la Casa Blanca en adelante iba a auspiciar el multilateralismo para enfrentar regímenes despóticos y sanguinarios" , subrayó el costarricense.

Arias cuestionó: "¿cómo es posible que nadie esté pensando en una salida negociada al conflicto sirio que lo lleve a celebrar elecciones libres en el menor plazo posible, como lo hicimos los centroamericanos en 1987, con la firma de mi Plan de Paz?" .

El equipo de expertos de la ONU se encuentran investigando la muerte de al menos 1.300 personas en un supuesto ataque con armas químicas del Ejército en los alrededores de Damasco, acusaciones negadas por las autoridades sirias de manera inmediata.

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, dijo este viernes, durante una conferencia de prensa, que las pruebas de que dispone su país sobre la responsabilidad del régimen de Bashar al-Assad en el ataque del pasado 21 de agosto en Damasco con armas químicas son "claras y convincentes", y que las decisiones que se tomarán no se parecerán a las de Irak.