12 junio, 2013

Pretoria. AFP y EFE . El expresidente sudafricano Nelson Mandela, quien pasó ayer su cuarto día ingresado en un hospital de Pretoria por una infección pulmonar, sigue grave, pero estable.

“Estable significa que no está ni mejor ni peor, quiere decir que su estado no ha cambiado”, dijo Mac Maharaj, portavoz del actual presidente, Jacob Zuma.

“Siento mucho no poder dar más detalles”, agregó Maharaj.

El vocero de la presidencia no quiso confirmar si Nelson Mandela podía respirar sin asistencia –lo que indicó el sábado–, al invocar el secreto médico.

Zuma se reunió personalmente el lunes por la noche con el equipo médico que está tratando a su ilustre predecesor en una clínica privada de Pretoria y los médicos le dieron “un informe detallado”, manifestó la presidencia.

La seguridad fue reforzada alrededor del Mediclinic Heart Hospital en Pretoria. La Policía acordonó la zona alrededor de la entrada y registraba los vehículos y a los peatones que entraban.

Etiquetado como: