El Boeing 777 de Malaysia Airlines que viajaba a Kuala Lumpur desde Amsterdam recibió un impacto durante uno de los peores combates entre separatistas ucranianos y fuerzas gubernamentales, en julio del año pasado

 8 julio, 2015

Nueva York.

Malasia difundió en la ONU un proyecto de resolución que pide la creación de un tribunal especial internacional para juzgar a los responsables del siniestro del vuelo MH17 el año pasado en Ucrania.

Familiares de las víctimas del vuelo MH370 de Malaysia Airlines realizan una protesta ante el ministerio de Exteriores de China en Pekín.
Familiares de las víctimas del vuelo MH370 de Malaysia Airlines realizan una protesta ante el ministerio de Exteriores de China en Pekín.

La semana pasada, Malasia previno al Consejo de Seguridad que estaba listo para presentar su resolución pese a la oposición de Rusia, que juzga a esta iniciativa de "prematura".

El proyecto de resolución pide que la creación de un tribunal se realice bajo el capítulo 7 de la Carta de la ONU, a efectos de obligar a los países miembros a colaborar con el tribunal so pena de sanciones.

El Boeing 777 de Malaysia Airlines que viajaba a Kuala Lumpur desde Amsterdam recibió un impacto durante uno de los peores combates entre separatistas ucranianos y fuerzas gubernamentales, el 17 de julio de 2014.

La mayoría de los 298 pasajeros y miembros de la tripulación del vuelo era holandesa.

Ucrania y Estados Unidos aseguran que el aparato fue abatido por un misil tierra-aire entregado a los prorrusos por Moscú, mientras que Rusia apunta a las fuerzas de Kiev.

Este tribunal sería la "garantía eficaz de un proceso independiente e imparcial para que los responsables rindan cuentas", precisa el texto de Malasia.

Holanda se encarga de dirigir la investigación, y el primer ministro, Mark Rutte, apostó el viernes por el establecimiento de un tribunal internacional para procesar a los responsables del siniestro.

Rusia se opuso al proyecto al considerarlo, en palabras del viceministro de Relaciones Exteriores, Gennadiy Gatilov, "inoportuno y contraproducente".