El Plan Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte se acordó durante una reunión conjunta en la sede de Naciones Unidas en Nueva York.

 26 septiembre, 2015
El secretario de general, Ban Ki-moon apoyó la iniciativa del Plan de la Alianza para la Prosperidad del Triángulo del Norte, presentado por el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández.
El secretario de general, Ban Ki-moon apoyó la iniciativa del Plan de la Alianza para la Prosperidad del Triángulo del Norte, presentado por el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández.

A pesar de los reportes sobre un aumento de menores que cruzan a Estados Unidos sin autorización legal y sin sus padres, los presidentes de Honduras y El Salvador y el vicepresidente de Guatemala renovaron el sábado su compromiso de impulsar un plan regional que pretende evitar tal migración.

El mandatario hondureño Juan Orlando Hernández, junto a su homólogo salvadoreño Salvador Sánchez Cerén y el vicepresidente guatemalteco Juan Alfonso Fuentes destacaron la importancia del llamado Plan Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte durante una reunión conjunta en la sede de Naciones Unidas en Nueva York.

El plan pretende mejorar la economía y el bienestar de Centroamérica, reduciendo la violencia a través de la cooperación entre los tres países y la ayuda financiera del sector privado y vecinos como Estados Unidos y otras naciones latinoamericanas.

Los reportes de un aumento reciente en la llegada a la frontera de los llamados menores no acompañados, que provienen mayoritariamente de Honduras, El Salvador y Guatemala, han vuelto a dar señales de alarma y a augurar que no ha terminado aún la crisis humanitaria que se registró el año pasado, cuando cifras sin precedentes de menores huían hacia el norte escapando de la violencia de las pandillas y la pobreza.

Según datos de la Patrulla Fronteriza estadounidense, casi 10.000 menores inmigrantes fueron arrestados en la frontera con México en agosto, lo que representa un aumento de 52% respecto a agosto de 2014.

Cuando se le preguntó el sábado sobre ese aumento, Fuentes señaló que el objetivo del plan es "atacar las causas de la falta de oportunidades" en Centroamérica. "Si eso no se corrige, este problema seguirá aconteciendo", dijo a los medios de comunicación tras su reunión con Hernández, Cerén y representantes de varios países, además del secretario general de la Organización de Estados Americanos, Luis Almagro.

El número total de arrestos de menores en la frontera en lo que va de año se ha reducido en casi un 50% comparado con el año pasado, pero la Patrulla Fronteriza ha registrado un aumento de detenciones desde julio.

Ese mismo mes, una comisión del Senado estadounidense aprobó un fondo de $675 millones para el Plan Alianza para la Prosperidad.

La cifra es menor a los $1.000 millones solicitados por el presidente Barack Obama al Congreso para apoyar a El Salvador, Guatemala y Honduras, pero ha sido bien recibida por los lideres centroamericanos.

La votación definitiva sobre este proyecto presupuestario no se espera hasta antes de fin de año.Durante la reunión del sábado, el líder hondureño dijo que el plan es "una gran oportunidad para mostrarle al mundo como podemos evitar procesos migratorios".

Hernández aseguró que en julio de 2014 le dolió ver la migración de menores hacia el norte. "Lo sentimos como una bofetada en la cara. Nadie quiere que sus compatriotas migren. Cuando vimos a los niños llegando a la fronteras fue sumamente impactante", explicó el presidente.

Los tres dignatarios enumeraron durante el encuentro los logros en sus propios países para reducir la violencia, fortalecer instituciones y promover programas sociales, entre otras cosas.