La decisión se ha tomado “para responder a las necesidades urgentes expresadas por las autoridades regionales del Kurdistán”

 13 agosto, 2014
El presidente francés, François Hollande, brindó ayer entrevistas en el palacio del Elíseo tras participar en el desfile del día de la Bastilla, en París. | AP
El presidente francés, François Hollande, brindó ayer entrevistas en el palacio del Elíseo tras participar en el desfile del día de la Bastilla, en París. | AP

El presidente de Francia, François Hollande, decidió hoy, en coordinación con las autoridades de Bagdad, el envío de armas “en las próximas horas” a Irak para hacer frente a los yihadistas del Estado Islámico (EI).

La decisión se ha tomado “para responder a las necesidades urgentes expresadas por las autoridades regionales del Kurdistán”, se indica en un comunicado del Palacio del Elíseo, sede de la presidencia gala.

El pasado día 7, en una conversación telefónica con el presidente de la región autónoma del Kurdistán, Masud Barzani, Hollande confirmó la disponibilidad de Francia para ofrecer apoyo a las fuerzas que participan en ese combate .

Conforme a lo expresado entonces, según el comunicado, ”Francia ha tomado desde hace varios días las disposiciones necesarias para apoyar la capacidad operativa de las fuerzas“ implicadas en la lucha contra el EI.

”Debe mantenerse la movilización en favor del Kurdistán y en beneficio de todo Irak. La coordinación de la ayuda internacional es esencial“, se añade en la nota, en la que se reitera el apoyo del país al primer ministro designado de Irak, el chií Haidar al Abadi.

Francia reiteró igualmente su respaldo al presidente iraquí, Fuad Masum, y al presidente del Parlamento, Salim al Yaburi, y consideró ”esencial que se ponga en marcha rápidamente un Gobierno de unión, representativo de todas las comunidades iraquíes, para luchar con eficacia contra el EI“.

El Elíseo recordó que, a nivel humanitario, se han mandado ya al país los primeros cargamentos de ayuda, uno de ellos de 20 toneladas, que partió hoy hacia Erbil, capital del Kurdistán iraquí, con medicamentos, tiendas de campaña y, entre otros, material para el tratamiento y distribución de agua.

”La situación catastrófica a la que se enfrenta la población de la región del Kurdistán iraquí necesita que se mantenga y amplíe la movilización de la comunidad internacional“, se concluye en la nota, en la que se subraya que Francia prevé desempeñar ” un papel activo “ , junto con sus socios, en el suministro de ”toda la ayuda necesaria“.

El ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius, viajó el pasado sábado a Erbil, donde Barzani le insistió en ”la necesidad imperiosa de disponer de armas y municiones que le permitan enfrentarse y derrotar al grupo terrorista EI", según explicó el jefe de la diplomacia francesa.

Etiquetado como: