El primer ministro griego, Antonis Samaras, cerró unilateralmente ERT el 11 de junio pasado

 20 junio, 2013

Washington

En ERT trabajaban unas 2.700 personas.
En ERT trabajaban unas 2.700 personas.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) aseguró este jueves que no exigió el cierre de la radio-televisión pública griega ERT, tema que centra un intenso debate político en Atenas, en el marco de un vasto plan de recortes de gastos reclamado al país a cambio de un rescate financiero.

“Las recientes decisiones sobre las empresas de radio-difusión públicas fueron tomadas por el Gobierno. El programa económico de las autoridades es apoyado por el FMI y prevé una reforma de la administración, pero no se ha hecho una recomendación específica sobre las decisiones relacionadas con las empresas públicas”, declaró a los periodistas el portavoz del Fondo, Gerry Rice.

Los tres socios en la coalición gubernamental griega se separaron el miércoles por la noche sin acuerdo para poner fin a la crisis del audiovisual público, pero prometieron volver a reunirse este jueves.

“Las discusiones continuarán mañana “, dijo el dirigente del partido socialista Evangélos Venizelos tras su encuentro con el primer ministro conservador Antonis Samaras, y el dirigente del pequeño partido de izquierda moderada Dimar, Fotis Kouvelis.

Etiquetado como: