Brasileño pronunció un discurso de 12 minutos, con la voz ronca, en apoyo al candidato a alcalde Patrus Ananias

 1 septiembre, 2012
 Al parecer, el exmandatario ya superó el cáncer de laringe que le diagnosticaron un año atrás. | ARCHIVO
Al parecer, el exmandatario ya superó el cáncer de laringe que le diagnosticaron un año atrás. | ARCHIVO

Río de Janeiro, Brasil (AFP). El expresidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva, de 66 años, volvió ayer a participar en mítines políticos en el marco de la campaña por las elecciones municipales de octubre, cerca de un año después de recibir tratamiento contra un cáncer de laringe.

Con la voz ronca e interrumpiendo los discursos para tomar agua fresca, según informó la prensa local, el expresidente intenta hacer despegar la candidatura de Patrus Ananias del Partido de los Trabajadores (PT, izquierda en el poder) a la alcaldía de Belo Horizonte, capital de Minas Gerais (sureste).

Ananias está lejos en los sondeos del candidato apoyado por el senador socialdemócrata opositor y exgobernador de Minais Gerais, Aecio Neves, candidato potencial a la presidencia en 2014.

"El 27 de octubre del año pasado y día de mi cumpleaños, descubrí que tenía un cáncer. Es raro porque aceptaba el hecho de que ese cáncer podía matarme, pero no lograba saber cómo viviría si perdía mi voz, porque es un don que Dios me dio", dijo Lula, cuyo cáncer parece estar totalmente superado.

Según fuentes vinculadas a Lula citadas por el diario O Globo , sus médicos le habían recomendado no hablar más de cinco minutos, pero habló durante doce y elevando el tono en varias ocasiones para recomendar no responder a las provocaciones de sus adversarios.

El expresidente, quien dejó el poder el 31 de diciembre de 2010 con una popularidad récord de 80%, admitió hace algunos meses que podría volver a ser candidato a la presidencia, pero únicamente en el caso de que su heredera política, la actual presidenta, Dilma Rousseff, no se presentara en el 2014.