30 enero, 2013

Managua. AP Una jueza impuso ayer las penas máximas de 15 y 12 años de prisión a tres policías escoltas de la casa del presidente, Daniel Ortega, quienes fueron encontrados culpables de violación de una niña de 12 años que padece de discapacidad intelectual.

La jueza Aleyda Irías, del Juzgado Segundo Especial de Violencia de Managua, condenó a 15 años de cárcel a Erwin Jarquín y Timerson Parrales, y a 12 años de reclusión a Walter Martínez.

Según la juzgadora, se aplicó la pena máxima porque en el hecho hubo abuso de autoridad y porque los policías estaban en ejercicio de sus funciones y vestían uniforme.

El abogado defensor, Carlos Chavarría, anunció que apelará la sentencia.