La primera boda entre dos personas del mismo sexo en este país tuvo lugar 11 días después de la proclamación de la ley de ‘matrimonio para todos’

 29 mayo, 2013
 Vincent Autin (izq.) y Bruno Boileau se dieron un beso hoy durante su matrimonio, la primera boda gay en celebrarse en Francia. Este país es el número 14 en el mundo en legalizar el matrimonio entre dos personas del mismo sexo. | AFP
Vincent Autin (izq.) y Bruno Boileau se dieron un beso hoy durante su matrimonio, la primera boda gay en celebrarse en Francia. Este país es el número 14 en el mundo en legalizar el matrimonio entre dos personas del mismo sexo. | AFP

Montpellier (AFP). Vincent Autin y Bruno Boileau se casaron hoy en Montpellier, en el sur de Francia, en la primera boda de una pareja homosexual en el país, que se celebró bajo fuerte vigilancia de la policía.

Autin, de 40 años, y Boileau, de 30, se dieron el “sí” en el Ayuntamiento de la ciudad francesa, tras meses de protestas en las calles contra la legalización del matrimonio de parejas del mismo sexo.

“Los pronuncio unidos en matrimonio”, declaró la alcaldesa de Montpellier, Helene Mandroux, visiblemente emocionada.

Centenas de invitados aclamaron a los novios en la sala del Ayuntamiento, donde se escuchaba la romántica canción “Love”, de Nat King Cole.

El primer matrimonio gay en Francia tuvo lugar 11 días tras la proclamación de la ley de “matrimonio para todos”, que fue una de las principales promesas de campaña del presidente socialista François Hollande.

Cientos de periodistas de Francia y del mundo entero viajaron a Montpellier para cubrir el primer matrimonio homosexual en Francia, un país mayoritariamente católico, pero muy aferrado a la separación entre la iglesia y el estado.