Tregua de 72 horas se mantiene; autoridades áun sin acuerdo

 7 agosto, 2014

Un dirigente de Hamás arengó el jueves a una concentración de sus militantes la Ciudad de Gaza, jurando que el grupo no dará por concluida la guerra hasta que se levante el bloqueo a la franja costera.

“Seguimos teniendo el dedo en el gatillo, seguimos teniendo los cohetes apuntados a Tel Aviv”, dijo el militante, Mushir al-Masri, mientras Egipto trataba de lograr una tregua entre Israel y Hamás.

Sin embargo, una fuente oficial egipcia dijo que Hamas se estaba mostrando intransigente.

El Cairo está fungiendo como mediador entre Israel y Hamas para afianzar una tregua que debía durar 72 horas, hasta el viernes por la mañana. Hamas exige que Israel y Egipto levanten el bloqueo que han impuesto al territorio desde que el grupo islamista tomó el poder en 2007.

Israel insiste que Hamas primero debe deponer las armas, algo que al-Masri descartó por completo.

“ La guerra no se ha acabado, nuestros hombres siguen en el campo de batalla, en sus posiciones de vanguardia, sus dedos en el gatillo, los cohetes apuntando a Tel Aviv, a Lod y al resto del país ” , exclamó ante miles de partidarios en el primer mitin masivo del grupo desde que comenzaron los combates el 8 de julio.

Gaza
Gaza

“De ninguna manera negociaremos sobre las armas de la resistencia. No han sido ficha de negociación, y con la voluntad de Dios jamás lo serán” , agregó.

Al-Masri insistió en que las filas armadas de Hamas están en buen estado a pesar de la guerra, y que todavía hay túneles que llegan a Israel y que se pueden usar para atacar a poblaciones allí si las exigencias de Hamas no se cumplen.

La fuente egipcia, que pidió no ser identificada, dijo que la posición de los palestinos se había endurecido tras llegada a El Cairo, desde la Franja de Gaza, de dirigentes de Hamas y de Yihad Islámica.

Agregó que la delegación, que iba a partir el jueves, se quedará en El Cairo todo el fin de semana.

No fue posible contactar a delegados palestinos para que den comentarios.

Horas antes, un ministro del gabinete israelí advirtió que Israel responderá si Hamas reanuda el fuego después de que una tregua temporal de tres días expire en la Franja de Gaza.

La declaración, junto con las amenazas anteriores de Hamas, apunta a que ambas partes se atrincheran en sus posiciones —presumiblemente para asegurar mejores condiciones en un eventual acuerdo— mientras continúan las negociaciones en El Cairo sobre una tregua duradera y la reconstrucción del territorio costero devastado por la guerra. Sin embargo, las dos partes siguen muy lejos de cualquier cosa que se asemeje a un acuerdo.

“Nos preparamos para cualquier situación y si ellos reanudan el fuego, el ejército reanudará las operaciones”, dijo el ministro de gabinete israelí Guilad Erdan a Israel Radio.