En enero, el presidente interino, Nicolás Maduro, confirmó que su país mantuvo a finales de 2012 contactos con Washington

 14 marzo, 2013

Caracas. (AFP). Los contactos de baja intensidad que Venezuela y Estados Unidos iniciaron a fines de 2012 se mantendrán siempre que haya “respeto mutuo” , dijo este jueves el canciller Elías Jaua, luego de un reciente choque diplomático entre ambos países.

“Esos mecanismos van a seguir funcionando, siempre que haya la voluntad de parte del gobierno de Estados Unidos de entender que sólo sobre la base del respeto mutuo podremos tener buenas relaciones”, dijo Jaua.

Ya a principios de enero, el exvicepresidente y presidente encargado, Nicolás Maduro, confirmó que su país mantuvo a finales de 2012 contactos con Washington, autorizados por el mandatario Hugo Chávez, que falleció el 5 de marzo en Caracas víctima del cáncer.

Jaua reiteró que el embajador venezolano ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Roy Chaderton, sigue representando a Caracas en esos "canales de comunicación" con Washington.

Venezuela y Estados Unidos, que no tienen embajadores desde 2010, protagonizan en estos días un nuevo desencuentro, luego que la semana pasada Maduro -entonces vicepresidente- expulsó a dos funcionarios de la embajada estadounidense en Caracas acusándolos de conspirar contra el gobierno.

Washington respondió expulsando a dos diplomáticos venezolanos en Estados Unidos, una medida que Jaua calificó como una "retaliación".

Desde que Chávez llegó al poder en 1999, ambos países mantienen una relación tirante, a pesar de que Venezuela, con las mayores reservas petroleras del planeta, le vende unos 900.000 barriles diarios de crudo a su vecino del norte.

Este nuevo desencuentro se da en momentos en que Venezuela se prepara para la elección presidencial del 14 de abril, en las que Maduro enfrentará al líder opositor Henrique Capriles, que perdió en los comicios de octubre ante el fallecido mandatario.

Estados Unidos señaló que espera mejorar sus relaciones con Venezuela, una vez se hayan celebrado los comicios.