El líder del Organismo de Naciones Unidas señaló su preocupación por los bombardeos ocurridos en los últimos días en Alepo

 26 diciembre, 2013

Naciones Unidas

El Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, propuso al Consejo de Seguridad aumentar en 5.500 el número de efectivos en Sudán del Sur, país al borde de una guerra civil.
El Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, propuso al Consejo de Seguridad aumentar en 5.500 el número de efectivos en Sudán del Sur, país al borde de una guerra civil.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, condenó hoy el uso de barriles explosivos por parte de las fuerzas gubernamentales sirias, especialmente en la ciudad de Alepo en los últimos días.

Ban dijo estar "gravemente preocupado" por la escalada de los enfrentamientos en Siria en los últimos días, especialmente en Alepo, donde los combates han causado cientos de muertos y heridos, entre ellos civiles, según indicó hoy su portavoz a través de un comunicado.

El secretario general condena "el continuado uso de bombardeos con armas pesadas y morteros contra la población civil" , y retira su repulsa por "el uso de barriles explosivos por parte de las fuerzas gubernamentales" , añadió.

Ban también señaló su preocupación por el hecho de que, según se intensifican los esfuerzos para llevar a las partes enfrentadas a la mesa de negociaciones de la conferencia de paz de Ginebra prevista para enero, "una mayor escalada de la violencia solo sirve a quienes ven los medios militares como la única forma de salir adelante".

Por ello, el responsable de Naciones Unidas pidió a todas las partes que levanten los asedios, permitan el acceso humanitario sin restricciones y liberen a todos los detenidos y secuestrados.