11 octubre, 2015

Estambul. AFP. Los rebeldes del Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK), que desde hace tres meses multiplicaron sus ataques contra las fuerzas de seguridad turcas, anunciaron este sábado la suspensión de sus actividades a tres semanas de las legislativas en Turquía.

“Teniendo en cuenta los llamados venidos de Turquía y del extranjero, nuestro movimiento decretó un periodo de inactividad de nuestras fuerzas de guerrilla, salvo si nuestros militantes y combatientes son atacados”, anunció en un comunicado la Unión de Comunidades del Kurdistán (KCK), que agrupa a los movimientos rebeldes.

“Durante este periodo, nuestras fuerzas de guerrilla no llevarán adelante sus actividades previstas ni emprenderán ninguna actividad, salvo las destinadas a proteger su situación y no harán nada que pueda impedir una elección transparente”, agregó el movimiento en su página de Internet.

El grupo no hizo ninguna referencia al ataque de este sábado contra una manifestación por la paz en una estación ferroviaria de Ankara, en el que murieron 95 personas.

Desde finales de julio, los enfrentamientos entre el Ejército y el PKK se han reanudado, principalmente en el sureste del país, de mayoría kurda.

Varias personas protestaron contra los ataques en Ankara. | AP
Varias personas protestaron contra los ataques en Ankara. | AP

Mientras los rebeldes aumentan sus atentados, el Ejército responde bombardeando sus campamentos en Irak .

Según un balance difundido por medios fieles al Gobierno, casi 150 soldados y policías han muerto. Ankara afirma haber matado a 1.700 militantes.

Esta escalada de violencia suspendió los diálogos de paz iniciados en el 2012 por el Gobierno con la guerrilla, los cuales procuraban poner fin al conflicto kurdo, que ha causado 40.000 víctimas desde 1984.

La decisión se tomó porque los ataques de los rebeldes dificultan el trabajo del partido.

Etiquetado como: