24 julio, 2014

Ginebra. AFP y redacción El Consejo de Derechos Humanos de la ONU abrió ayer una investigación sobre la ofensiva militar israelí en Gaza, que en poco más de dos semanas ha costado la vida a más de 670 palestinos.

El Consejo, que cuenta con 47 miembros, adoptó una resolución que prevé esta investigación con 29 votos a favor (países árabes y musulmanes, latinoamericanos y africanos, así como Rusia y China). Estados Unidos votó en contra y los países europeos y Japón se abstuvieron.

La Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Navi Pillay, había pedido previamente, ante el Consejo, una investigación sobre posibles crímenes de guerra israelíes en Gaza, al tiempo que denunció ataques “indiscriminados” del movimiento islamista palestino Hamás contra zonas civiles de Israel.

La resolución adoptada por el Consejo tras casi siete horas de debates afirma que “la última ofensiva militar de Israel en la franja de Gaza ha ocasionado ataques sin discriminación y desproporcionados que pueden constituir crímenes internacionales”.

Costa Rica también. Costa Rica suscribió la declaración. En un comunicado, la cancillería costarricense dio a conocer su posición y calificó de “extremista” a Hamás y censuró los “desproporcionados” ataques de Israel a Gaza.

El país reiteró su “condena a los ataques de cohetes lanzados por milicias palestinas desde la franja de Gaza hacia territorio de Israel, y de igual forma ha repudiado las operaciones militares desproporcionadas de las fuerzas armadas israelíes hacia la franja de Gaza, que han provocado y siguen provocando muertes, heridos y daños a la población civil”.

Tawfeq Algha fue una de las víctimas mortales de los ataques aéreos israelíes en Gaza. Familiares asisten a su funeral en el sur de la franja. | AP
Tawfeq Algha fue una de las víctimas mortales de los ataques aéreos israelíes en Gaza. Familiares asisten a su funeral en el sur de la franja. | AP

“Ni los actos de violencia, ni el ruido de los cañones lograrán reactivar el proceso de paz que lleve a resultados concretos y garantice la existencia de dos Estados soberanos, con fronteras mutuamente reconocidas, viviendo en paz y seguridad, uno al lado del otro. Solo un verdadero compromiso de las dos partes, un compromiso basado en un auténtico apego a la paz”, expresó el representante de Costa Rica ante el Consejo, Christian Guillermet.

El texto de la declaración aprobado pide que “se envíe con urgencia una comisión de investigación independiente internacional” para que establezca una lista de las “violaciones y crímenes perpetrados” e identifique a los “responsables”. También pide que se ponga a los palestinos bajo “protección internacional inmediata”.

El Estado de Israel calificó la decisión del Consejo de “parodia”. “El Consejo tendría que abrir una investigación sobre la decisión de Hamás de transformar los hospitales en centros de comando militares, usar escuelas como depósitos de armas y poner baterías de misiles al lado de (...) casas particulares y mezquitas”, indicó la oficina del primer ministro israelí.