18 febrero, 2014

La diputada María Corina Machado respondió a esta entrevista por teléfono mientras se preparaba para acompañar a uno de los líderes más influyentes dentro de la oposición venezolana, Leopoldo López, en la marcha que él mismo convocó para el martes y en la que tenía previsto entregarse a la Justicia (como, en efecto, ocurrió). Machado y López se han erigido en los principales adalides de un sector del antichavismo que reivindica la confrontación en la calle como estrategia para derrocar a Maduro.

Usted ha defendido que la calle es la única opción en Venezuela. ¿Cómo se puede ganar ahora mismo en la calle al gobierno de Nicolás Maduro?

Imagen sin titulo - GN
Imagen sin titulo - GN

Los venezolanos tienen muchos meses en la calle. El año pasado tuvimos más de 5.000 protestas. Los sectores más humildes del país protestan por razones económicas, por la precariedad de los salarios, por la escasez de los productos de primera necesidad, por la situación absolutamente horrorosa en que se encuentra la salud y, desde luego, por la inseguridad y la violencia desbordada. En los últimos días hemos visto cómo esa protesta reivindicativa se ha enlazado con una protesta política que tiene como sustrato esa misma denuncia reivindicativa y esa misma protesta económica y social. Lo que nosotros planteamos es que, frente a un régimen que persigue, reprime, tortura y censura, la sociedad pueda enfrentarlo con articulación y organización ciudadana en distintos planos .

Qué opina del apoyo que los principales miembros de Mercosur dan al Ejecutivo venezolano?

Como venezolanos, creemos que esto es inconcebible e inaceptable. Pensar que la Unasur se reunió de emergencia porque el avión de Evo Morales fue detenido 13 horas; pensar que por un levantamiento policial contra el presidente Correa se reunió de emergencia Unasur y que en Venezuela grupos afectos al régimen repriman, asesinen y torturen a estudiantes y que ni Unasur, la Celac o la OEA hayan convocado una reunión de emergencia, es la traición mayor que se puede hacer a las cláusulas democráticas.

¿Cree que la diferencia de pareceres en la estrategia contra Maduro puede perjudicar a la coalición opositora?

Nosotros somos una coalición democrática y nuestro propósito común es derrotar un régimen que ha sumido a Venezuela en la ruina, la violencia y la confrontación. Pero unidad no significa unanimidad y por eso hemos hecho diversos planteamientos.