Los educadores están instalados, hace semanas, en el zócalo de Chilpancingo, la capital de Guerrero

 25 noviembre, 2014

México

Durante esta semana también tomaron el control de las oficinas del tribunal electoral y de la fiscalía general en Chilpancingo
Durante esta semana también tomaron el control de las oficinas del tribunal electoral y de la fiscalía general en Chilpancingo

Maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (Ceteg) irrumpieron en varios edificios oficiales en la ciudad de Chilpancingo para protestar por los 43 estudiantes que permanecen desaparecidos desde hace dos meses.

Los maestros, que están instalados hace semanas en el zócalo de Chilpancingo, la capital de Guerrero, entraron violentamente en dos oficinas de la Secretaría de Educación estatal, hicieron pintadas y dañaron parte de la documentación.

Además, irrumpieron en las oficinas del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) , donde rompieron algunos vidrios e hicieron pintadas para pedir la vuelta de los 43 jóvenes desaparecidos el pasado 26 de setiembre en Iguala.

De acuerdo con la investigación oficial, los 43 jóvenes que desaparecieron la noche del 26 de setiembre fueron entregados por policías municipales a miembros del cártel Guerreros Unidos.

Según tres integrantes de ese grupo criminal, los jóvenes fueron asesinados e incinerados en un basurero del municipio de Cocula, vecino a Iguala, hasta solo dejar unos pequeños restos que están siendo analizados en un laboratorio de Austria.

Los familiares y compañeros de los estudiantes desaparecidos no creen en dicha versión, por lo que continúan las protestas para exigir su aparición con vida.

Etiquetado como: