4 septiembre

Bogotá

El jefe máximo de las FARC, Rodrigo Londoño ("Timochenko"), fue elegido presidente del partido político que los exguerrilleros lanzaron la semana pasada en Colombia tras el histórico acuerdo de paz.

"En el primer plenario del Consejo Nacional de los Comunes conformado por 111 miembros, me eligieron como presidente del Partido FARC", escribió Londoño en su cuenta oficial en Twitter.

El excomandante presidirá la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC), el partido surgido tras el desarme de la que fue la principal guerrilla de América: Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia.

El líder de las FARC, Rodrigo Londono Echeverri, conocido como
El líder de las FARC, Rodrigo Londono Echeverri, conocido como "Timochenko", participó el 1 de setiembre de la rebautización del partido.

La primera plenaria de la dirigencia del movimiento de base exguerrillera, realizada entre el 2 y 3 de septiembre en Bogotá, escogió al Consejo Político Nacional, de 15 miembros, entre los que está "Timochenko", quien viajó este lunes a La Habana para continuar su tratamiento médico tras sufrir en julio un accidente cerebro vascular leve.

El jefe negociador en los diálogos de paz con el gobierno, Iván Márquez, fue designado consejero político y el excomandante Pablo Catatumbo ocupará el cargo de consejero de la organización, agregó la agrupación en un comunicado.

Tras finalizar su desarme el 15 de agosto, la exguerrilla lanzó su movimiento el viernes en un acto político-cultural en la Plaza de Bolívar, centro político de Bogotá, al que asistieron miles de excombatientes y simpatizantes.

Previamente, entre el domingo y jueves pasados, llevó a cabo su congreso fundacional, en el que más de 1.200 delegados escogieron su nuevo nombre, sus precandidatos a las elecciones generales de 2018 y los estatutos de la organización.

El gobierno de Juan Manuel Santos y las FARC firmaron en noviembre un histórico acuerdo para poner fin a medio siglo de conflicto armado.

El pacto, en esencia, busca la transformación de los exguerrilleros en una fuerza política legal.

El gobierno también negocia la paz con el Ejército de Liberación Nacional (ELN), última guerrilla del país, con el que este lunes pactó un cese al fuego y de hostilidades bilateral y temporal.

Etiquetado como: