10 abril, 2015

Panamá

El presidente boliviano, Evo Morales, acusó este viernes a Estados Unidos de intentar derrocar a gobiernos latinoamericanos, como Venezuela, con medidas económicas al no poder hacerlo con medios militares "como en el pasado".

Morales dijo ante varios centenares de indígenas que asisten a la Cumbre de los Pueblos, que se celebra en Panamá como alternativa a la Cumbre de las Américas, que "ahora que no pueden dominarnos con dictaduras militares nos ahogan económicamente..., quieren dominarnos con decretos como hace el presidente Obama".

El pasado mes de marzo, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, firmó un decreto con sanciones a funcionarios venezolanos y en el mismo calificó a Venezuela como una "amenaza inusual y extraordinaria" para la seguridad de su país.

Vista de un dibujo del presidente de Bolivia, Evo Morales, de este viernes en la Universidad de Panamá, donde el mandatario participa en la Cumbre de los Pueblos, paralelo a la VII Cumbre de las Américas.
Vista de un dibujo del presidente de Bolivia, Evo Morales, de este viernes en la Universidad de Panamá, donde el mandatario participa en la Cumbre de los Pueblos, paralelo a la VII Cumbre de las Américas.

"Antes, ¿qué hacía? Golpes de Estado, dictaduras militares so pretexto de cómo terminar el comunismo, el marxismo, el leninismo, los rojos. Con los pueblos nos hemos liberado de ese mensaje de humillación. Ahí viene el llamado terrorismo inventado, el narcotráfico", continuó.

"Ahora el imperio americano usa los derechos humanos. Hablando de Cuba por ejemplo, el bloqueo económico es una forma de cómo no respetar los derechos humanos no solo de una persona, los derechos colectivos de toda una nación", añadió el presidente boliviano.

Entre los aplausos y gritos de los asistentes a la cumbre alternativa que se celebra en la Universidad de Panamá, Morales dijo que entregará mañana al presidente Obama una resolución acordada por los delegados.

Morales dijo que en la Cumbre de las Américas, a la que a partir de hoy asisten los gobernantes de todo el continente, incluido por primera vez en la historia Cuba, "se llevará un debate profundo sobre la situación económica social cultural de los pueblos de América".

"Unidos, derrotaremos a los que nos han dominado. Unidos, nos liberaremos de esa dominación", agregó el político boliviano.