21 diciembre, 2016
Odebrecht participó en la construcción de la infraestructura para los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Río de Janeiro.
Odebrecht participó en la construcción de la infraestructura para los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Río de Janeiro.

Washington y Ginebra

Estados Unidos y Suiza impusieron este miércoles multas por casi $2.800 millones a la empresa constructora brasileña Odebrecht por pago de sobornos, muchos de ellos relacionados con el escándalo de corrupción en la empresa estatal Petrobras, informaron las autoridades de ambos países.

El Departamento estadounidense de Justicia multó a Odebrecht con $2.600 millones por el pago de sobornos a funcionarios oficiales en diversos países del mundo.

Las autoridades estadounidenses también multaron a la petroquímica brasileña Braskem SA con $632 millones. De acuerdo con el Departamento de Justicia, las dos empresas se declararon culpables y acordaron el pago de las multas.

Los funcionarios encargados de la aplicación de la ley dijeron que las compañías brasileñas admitieron haber pagado cientos de millones de dólares en sobornos, autorizados por los niveles corporativos más altos y disfrazados por medio de arreglos financieros complejos.

Ambas compañías se declararon culpables de cargos relacionados con los sobornos en un tribunal federal en Nueva York.

El Departamento de Justicia lo llamó el mayor caso de soborno de parte de actores extranjeros bajo la Ley sobre Prácticas Corruptas en el Extranjero (FCPA, por sus siglas en inglés). Esa ley estadounidense de 1977 penaliza los pagos a funcionarios de otros gobiernos para concretar negocios.

Las dos compañías aceptaron cooperar con las autoridades, incluso en investigaciones enfocadas en directivos de las empresas en particular.

En un comunicado difundido el miércoles, el abogado de Odebrecht, William Burck, dijo que la compañía estaba "contenta de dar vuelta a la página y centrarse en su futuro".

Miles de brasileños marcharon ayer contra corrupción. El número de participantes aún no ha sido confirmado.
Miles de brasileños marcharon ayer contra corrupción. El número de participantes aún no ha sido confirmado.

Por su lado, la Justicia de Suiza condenó a Odebrecht y a su filial CNO, protagonistas de un gran escándalo de corrupción en relación con Petrobras, a pagar más de 200 millones de francos suizos (unos $195 millones).

"Esta condena forma parte de las conclusiones del proceso judicial iniciado por Suiza y coordinada con Brasil y Estados Unidos" indicó la procuraduría en un comunicado.

La Fiscalía general suiza explicó que Odebrecht y su filial fueron condenadas porque "no tomaron todas las medidas de organización razonables y necesarias para impedir la corrupción de agentes públicos extranjeros y el lavado de dinero".

El escándalo de corrupción de Petrobras tiene amplias ramificaciones internacionales y Suiza abrió, a partir deL 2014, unas 60 investigaciones criminales.

La Justicia suiza pudo así identificar "pagos fraudulentos de diversas empresas del sector de la construcción (...) para obtener contratos públicos" a través de empresas en paraísos fiscales.

"Esos pagos pudieron ser imputados entre otros a la empresa Odebrecht SA y a su filial Construtora Norberto Odebrecht SA (CNO), con sede en Brasil", explica el MPC.

En Brasil, las investigaciones han puesto al descubierto un vasto sistema de corrupción en torno a Petrobras que hace temblar a la clase política brasileña.

Los contratos que Petrobras otorgaba a grandes firmas del sector constructor ocultaban sistemáticamente una comisión del 1% al 5% con la complicidad de los dirigentes empresariales, nombrados por los principales partidos brasileños.

Nota del editor: noticia actualizada a las 2:35 p. m.