Israel planea bombardear fuertemente la zona en las próximas 24 horas

 12 julio, 2014

Jerusalén (AP).

El Ejército israelí ordenó a los palestinos que viven en la Franja de Gaza a que evacuen esa zona del norte por su propia seguridad.

En un comunicado emitido este sábado, las fuerzas militares de Israel informaron que enviarán mensajes a los habitantes durante la noche para que abandonen en área.

El general brigadier Motti Almoz, portavoz del ejército, dijo que Israel planea bombardear fuertemente la zona en las próximas 24 horas mientras se intensifica una ofensiva contra militantes de Hamas, Yihad Islámica y otros grupos milicianos en Gaza.

Los funcionarios israelíes dijeron que la zona ha sido usada para disparar cohetes hacia Tel Aviv.

La medida se anunció luego que ataques aéreos israelíes contra Hamas golpearon una mezquita en Gaza que según el ejército israelí ocultaba armas del grupo miliciano, mientras la cifra de muertos palestinos alcanzaba las 126 personas en una ofensiva que no da signos de calmarse.

El ejército dijo que alcanzó más de 1.100 blancos, entre lanzacohetes, centros de mando, y fábricas y depósitos de armamentos, en un intento por detener el incesante fuego de misiles desde Gaza.

Funcionarios palestinos comentaron que los bombardeos alcanzaron bancos y un hogar para discapacitados donde murieron dos mujeres.

Decenas de los muertos son civiles, aunque la cantidad exacta sigue sin conocerse.

Por primera vez, Israel golpeó dos mezquitas en su ofensiva, según Hamas. El grupo miliciano espera que el incidente les ayude a recabar apoyo en el mundo musulmán.

"El bombardeo de dos mezquitas en Gaza durante la noche muestra lo bárbaro que es este enemigo y lo hostil que es hacia el Islam", afirmó el portavoz de Hamas, Husam Badran, en Doha, Qatar. "Este terrorismo nos da el derecho a ampliar nuestra respuesta para frenar a este invasor"

Fuego y humo emergen del aeropuerto internacional de Gaza, en la ciudad de Rafah, bombardeado el lunes por la aviación israelí.
Fuego y humo emergen del aeropuerto internacional de Gaza, en la ciudad de Rafah, bombardeado el lunes por la aviación israelí.

Funcionarios de Salud de Gaza indicaron que 15 personas murieron en el bombardeo de la mezquita.

El ejército israelí divulgó una fotografía de la mezquita atacada, afirmando que ocultaba cohetes justo al lado de otro lugar religioso y viviendas civiles. Agregó que Hamas, Yihad Islámica y otros grupos milicianos utilizan de forma sistemática esta estrategia de abusar de los lugares de culto para ocultar armas y establecer redes de túneles subterráneos, poniendo en peligro a sus civiles de forma deliberada.

Los milicianos de Gaza han disparado casi 700 misiles y morteros hacia Israel en cinco días de combates. El 'Domo de Hierro', un sistema defensivo financiado por Estados Unidos y desarrollado por Israel, ha interceptado más de 130 cohetes, impidiendo por ahora muertes israelíes.

La ofensiva ha traído los enfrentamientos más duros desde noviembre del 2012, cuando se produjo una ofensiva similar de ocho días para detener el fuego de misiles desde Gaza.

El brote de violencia sigue al secuestro y asesinato de tres adolescentes en Cisjordania, y la captura y asesinato de un adolescente palestino en un aparente ataque de venganza.

Israel ha golpeado Gaza con el doble de intensidad que en la operación del 2012 y el primer ministro Benjamin Netanyahu ha prometido seguir adelante con la campaña hasta que los ataques desde el territorio costero palestino se detengan por completo.

Israel ya desplegó miles de soldados a la frontera en preparación de una posible invasión por tierra.