14 abril, 2016

Bogotá AFP La Policía de Colombia anunció este miércoles la captura de 25 miembros del Clan Úsuga por proferir ataques y amenazas contra las autoridades y la población civil, en medio de un paro armado convocado hace unas dos semanas por esa banda criminal.

“Fueron capturados 25 presuntos integrantes de la estructura de crimen organizado Clan Úsuga, vinculados a las amenazas y ataques realizados entre el 30 de marzo y el 2 de abril, en contra de las autoridades y la población civil”, en medio de un paro armado que sacudió el noroeste del país, dijo la Policía.

Tres de los detenidos eran cabecillas regionales de esa estructura criminal y “tenían en su contra circular azul (localización para efectos policiales) de Interpol”, detallaron autoridades.

Todos los capturados fueron dejados a disposición de la Fiscalía por “los delitos de concierto para delinquir agravado, desaparición forzada, extorsión y homicidio”. La paralización de actividades convocada por el Clan Úsuga a inicios de mes, dejó seis muertos en el noroeste del país, cinco de ellos miembros de la Fuerza Pública.

Juan Manuel Santos anuncia acciones contra las bandas. | EFE
Juan Manuel Santos anuncia acciones contra las bandas. | EFE

Paramilitares. El Clan Úsuga surgió tras la desmovilización masiva de paramilitares promovida por el gobierno de Álvaro Uribe entre 2003 y 2006, en un proceso que les ofrecía, a cambio, beneficios jurídicos. Pero, en algunos casos, derivó en la creación de bandas criminales.

El lunes, el presidente Juan Manuel Santos anunció un fortalecimiento de la ofensiva contra el Clan Úsuga y otras bandas criminales. Entre las medidas por tomar, el presidente citó 1.700 operaciones contra las bandas criminales para este año en todo el país y elevó la recompensa por el máximo cabecilla del Clan, Dairo Antonio Úsuga, alias Otoniel, a 3.000 millones de pesos (unos $970.000).

También conocido como Los Urabeños o Autodefensas Gaitanistas de Colombia, el Clan Úsuga es señalado de enviar toneladas de cocaína a Centroamérica y Estados Unidos.

Desde el comienzo del gobierno de Santos, en 2010, han sido capturados o dados de baja 20.000 miembros de bandas criminales, entre ellos 48 de sus jefes, informó también esta semana el presidente.