13 mayo
La imagen tomada el 6 de abril de 2017 muestra a niños iraquíes desplazados, que huyeron de Mosul debido a la lucha en curso entre las fuerzas del gobierno y los combatientes del grupo islámico (IS).
La imagen tomada el 6 de abril de 2017 muestra a niños iraquíes desplazados, que huyeron de Mosul debido a la lucha en curso entre las fuerzas del gobierno y los combatientes del grupo islámico (IS).

Monsul, Irak

El número de personas que huyen de los combates en Mosul entre las tropas iraquíes y los yihadistas del grupo Estado Islámico (EI) se disparó en los últimos días y su estado de salud es "extremadamente frágil", afirmó el sábado una organización no gubernamental.

"Los últimos avances de las fuerzas de seguridad iraquíes para recuperar Mosul provocaron probablemente la mayor oleada de desplazados desde principios de año" alertó el Consejo Noruego de Refugiados (NRC) mediante un comunicado.

"Más de 20.000 personas llegaron al campo de Hammam al Alil el jueves 11 de mayo, es decir seis veces más que la víspera" explicó.

Esta foto tomada el 25 de abril de 2017 muestra a los iraquíes desplazados de Mosul occidental que llegan al campamento de Hammam al-Alil.
Esta foto tomada el 25 de abril de 2017 muestra a los iraquíes desplazados de Mosul occidental que llegan al campamento de Hammam al-Alil.

"Todos los que huyen de la ciudad se encuentran en un estado extremadamente frágil", añadió la responsable de la organización humanitaria para Irak, Heidi Dietrich, que destacó la desnutrición de bebés y niños.

El hospital del campo de desplazados de Hammam al Alil informó por su parte que trató el viernes más heridas superficiales (cortes, picaduras) que en ningún otro día desde que abrió hace seis semanas, indicó la ONG.

Tras la reconquista de la parte oriental de Mosul a finales de enero, las fuerzas iraquíes avanzan palmo a palmo en la parte oeste de la ciudad y el centro histórico, donde podrían estar atrapados unos 250.000 civiles, según las estimaciones de asociaciones humanitarias.