19 septiembre, 2013

Lima. EFE. El expresidente peruano Alejandro Toledo, a quien se investiga por presunto enriquecimiento ilícito, afirmó en una entrevista publicada ayer que un acaudalado empresario amigo suyo le prestó $494.000 para pagar las hipotecas de dos casas.

Toledo acudió el martes al Congreso, pero la audiencia se aplazó. | EF
Toledo acudió el martes al Congreso, pero la audiencia se aplazó. | EF

Según declaró el exmandatario (2001-2006) a El Comercio , Josef Maiman fue quien le adelantó dinero para pagar las hipotecas de dos viviendas de su propiedad en Perú: una en el distrito limeño de Surco, para la que pidió prestados $217.000 y, otra es una residencia de playa en el norte del país, para la cual el empresario le dio $277.000.

“Él puede hacer con su dinero lo que sea, como yo podría hacerlo si lo tuviera”, dijo Toledo. Añadió que recurrió a su amigo porque la tasa del 11% de interés que pagaba a la banca lo estaba “consumiendo” .

“Yo tengo un sueldo de la Universidad de Stanford (EE. UU.), tengo ingresos por mis conferencias en el mundo. Él (Maiman) sabe que yo le voy a pagar eso, pero no me va a cobrar el 11% de interés que el banco sí cobraba”, manifestó.

Maiman es el fundador, junto a Eva Fernenbug, una belga de 85 años que es la suegra de Toledo, de la empresa Ecoteva, con sede en Costa Rica, de la cual procedieron los fondos para pagar las hipotecas, según declaró el empresario a la Fiscalía de Perú, que investiga al exmandario.

Toledo había declarado en mayo, ante la Comisión de Fiscalización del Congreso, que no tenía ninguna relación con Ecoteva.

También, con $5 millones de la misma firma, se compraron en Lima una casa y una oficina que están a nombre de Fernenbug.