14 septiembre, 2013

Mosul

En Irak no paran los atentados contra civiles. Desde principios del 2013 han muerto 4.000 civiles.
En Irak no paran los atentados contra civiles. Desde principios del 2013 han muerto 4.000 civiles.

Al menos 26 personas murieron y 46 resultaron heridas este sábado cuando un kamikaze hizo explotar una bomba en un funeral en el norte de Irak.

El atentado se produjo en la pequeña ciudad de Bashiqah, a 20 km al norte de Mosul, cuando el kamikaze entró en una tienda de campaña donde una familia recibía las condolencias de amigos y vecinos en un funeral.

Otras tres personas murieron el sábado en ataques o atentados, también cerca de Mosul y en Dujai, 60 kms al norte de Bagdad.

La violencia es casi diaria en Irak, con más de 4.000 muertos desde el principio de año, según un balance de la AFP basado en fuentes médicas y policiales.

El viernes un doble atentado con bomba dejó 30 muertos ante una mezquita donde sunitas y chiitas fueron invitados para orar juntos, al norte de la capital.

Etiquetado como: