Por: Jessica Rojas Ch. 4 junio, 2012

MauricioAlarcón

Director de proyectos fundamedios, Ecuador

¿Cómo calificaría la situación de la libertad de expresión en Ecuador y América Latina?

El caso ecuatoriano es preocupante, por el deterioro progresivo y fuerte que ha tenido en el país. En el 2008, Fundamedios registró 50 agresiones, en el 2011 aumentaron a 156 y en lo que va de este año tenemos 60. Lo más preocupante es que los funcionarios públicos son los principales agresores contra personas y periodistas. Además, se ha enjuiciado a los periodistas, usando legislación civil con el motivo de intimidar y amenazar su libertad de expresión. En el resto de la región la situación es similar, hay un gran deterioro.

¿Por qué Ecuador ha sido uno de los impulsores de las “recomendaciones” a la CIDH?

El Gobierno de Ecuador ha iniciado esta campaña en vista de acciones de protección que emite la CIDH y, en especial, la Relatoría. Por ejemplo, en el caso de Correa contra el periódico El Universo , el Estado ecuatoriano rechazó una de las recomendaciones de la CIDH. El objetivo es debilitar al Sistema Interamericano, para que no exista un sistema regional de protección para la prensa y la ciudadanía.

¿Cómo ve el panorama sobre la discusión de estos temas en la Asamblea General que se está celebrando en Bolivia?

Creo que va a ocurrir algo similar a lo que sucedió en la primera reunión, donde Nicaragua, Venezuela y Bolivia se alinearon con la postura de Ecuador.

”Hubo posturas firmes de otros países, como Costa Rica y Uruguay, que no van a permitir que pierda peso el Sistema Interamericano.

”No creo que se logre un consenso porque no hay claridad en las recomendaciones, lo que se pretende es minimizar la acción que estas puedan tener”.

Etiquetado como: